domingo 20 de junio de 2021
Nubes 13ºc | Posadas

Se contactan con los violentos por redes sociales y viajan con falsas promesas

Mujeres víctimas de violencia y explotación regresan a la provincia

La Casa de Misiones en Buenos Aires atiende un caso por semana. En su mayoría son jóvenes que llegan a Capital en busca de trabajo o para formalizar una relación de pareja

viernes 14 de mayo de 2021 | 6:07hs.
Mujeres víctimas de violencia y explotación regresan a la provincia
La sede de la Casa de Misiones en Buenos Aires. Foto. DANIELA CORTÉS
La sede de la Casa de Misiones en Buenos Aires. Foto. DANIELA CORTÉS

La Casa de Misiones está recibiendo cada vez más pedidos de ayuda de mujeres que dejaron sus hogares en la provincia, con la promesa de un trabajo o de una relación de pareja, generalmente en Buenos Aires, y luego quedaron atrapadas en una situación de violencia de género y piden auxilio para regresar a la tierra colorada. Actualmente están atendiendo un caso por semana.

En ese marco, El Territorio estuvo esta semana en la Casa de Misiones, donde su directora, Miriam Durán, contó que “con el operativo que hizo el año pasado el gobierno provincial para ayudar a que puedan regresar a sus casas cientos de misioneros que habían quedado varados en Buenos Aires cuando se declaró la pandemia de coronavirus, pudimos detectar los primeros casos de mujeres que estaban atravesando situaciones de maltrato”.

Seguidamente Durán señaló: “Este año empezamos a notar que crecen los llamados telefónicos y las consultas a nuestra página en internet de mujeres misioneras, en su mayoría muy jóvenes, que nos cuentan que están viviendo distintos tipos de violencias y que desean volver a vivir con sus familias a Misiones”.

En ese sentido, explicó que muchas de ellas se conocieron a través de las redes sociales con hombres que viven en la provincia de Buenos Aires, con quienes empiezan a tener primero contactos virtuales hasta que llega la invitación para el encuentro personal.

“Se trata de chicas muy jóvenes, que vienen confiadas en una posible relación afectiva o también en busca de un trabajo y acaban en las manos de estos delincuentes que las maltratan. Algunas logran pedir ayuda y nosotros hacemos todo lo posible para asistirlas, pero también habrá muchas más que siguen sufriendo todo tipo de violencias”, detalló.

Los pedidos de asistencia no llegan sólo por parte de las mujeres sino también a través de distintas instituciones judiciales como la Procuración de Trata y Explotación de Personas (Protex) o áreas de las mujeres de los gobiernos provinciales, que toman contacto con la representación misionera en Buenos Aires para articular la ayuda integral que necesitan las víctimas, sobre todo en lo referido a la revinculación con la parte de la familia que viva en Misiones.

Los últimos casos atendidos

El lunes pasado llegó a Oberá una mujer de 19 años con su hija de 4 años que había viajado a Bariloche el año pasado entusiasmada por una relación afectiva con un hombre de esa ciudad patagónica, que luego de meses de comunicación a través de distintas plataformas virtuales le mandó los pasajes para que la joven y su niña viajen al Sur.

“Pasa lo que suele suceder en este tipo de historias. Empieza como un cuento de hadas y termina en una verdadera historia de terror”, sintetizó Duran sobre las características de este tipo de relaciones.

La joven obereña pudo denunciar al hombre violento, luego de padecer terribles golpizas cada vez que intentaba terminar con la relación para regresar a Misiones.

“Desde el municipio de Bariloche se comunicaron con nosotros y pudimos articular el regreso de la joven y su hijita desde el Sur a Buenos Aires, el lunes pasado regresó a Posadas en avión y luego siguió viaje hacia su casa en Oberá, donde ya está con su familia nuevamente”.

Pero la historia no termina allí porque muchas veces el maltratador vuelve a conectar con sus víctimas para tratar de convencerlas para que regresen. “Por eso luego es fundamental el acompañamiento a la persona de parte del Estado y también de todo su vínculo familiar y de amistades para no repetir la experiencia”, destacó la funcionaria pública.

A principios de mayo llegó a la Casa de Misiones una joven de 20 años acompañada por una mujer mayor para pedir ayuda para volver a Garupá. La mujer había rescatado a la joven misionera que se encontraba en situación de calle en la localidad bonaerense de González Catán y pidieron ayuda para regresar a Misiones.

“Según nos contaron, la joven estaba viviendo con su pareja en el conurbano bonaerense desde hacía unos pocos meses, los suficientes para que el violento muestre su peor cara. La chica se escapó y terminó viviendo en la calle con mucho miedo a ser encontrada por su ex pareja. No conocía a nadie acá porque toda su vida vivió en Garupá, así que la pasó muy mal hasta que esta señora se apiadó al verla dormir en una plaza y la ayudó a llegar hasta la Casa de Misiones”, explicó Durán.

La joven pudo regresar a Garupá, donde ya está nuevamente con su familia.

Capacitación

El crecimiento de los pedidos de ayuda por parte de mujeres violentadas encendió las alarmas en la Casa de Misiones sobre la necesidad de capacitar al personal en este tipo de asistencia.

Asimismo, Aerolíneas Argentinas dispone de la gratuidad del pasaje para estos casos de víctimas de violencia de género que regresen a sus provincias y garantizan el hisopado gratis para ingresar.

“Queremos que todos los trabajadores estén familiarizados con esta realidad, porque es nuestro deber estar capacitados y saber qué hacer y qué respuesta dar. Porque detrás de cada una de esas mujeres hay demasiadas puertas que se cerraron y queremos ser una puerta abierta para ayudarlas”, sostuvo.

Con ese objetivo está planificada una capacitación en todo lo referente a las herramientas legales y administrativas en vigencia para ayudar a las mujeres víctimas de la violencia de género.

“Queremos ser una escucha activa, porque la mujer que pide ayuda no es igual que el que viene a hacer un trámite. Necesita una respuesta más que urgente porque su vida está en riesgo. Por eso estamos tratando de lograr una capacitación porque vemos que esta es otra pandemia dentro de la pandemia. Una realidad que sufren muchas misioneras que vienen entusiasmadas en un futuro mejor y terminan golpeadas y lejos de su lugar”, destacó Durán. 

 

Nota relacinada

Una joven misionera clama por asistencia desde Salta

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias