martes 22 de junio de 2021
Nubes 13ºc | Posadas

Llega afilado

Vélez venció a Liga de Quito por 3-1, se acomodó como escolta de su grupo de la Libertadores y ya piensa en Racing y el torneo local

viernes 14 de mayo de 2021 | 6:01hs.
Llega afilado
Mancuello cerró el triunfo de Vélez en Liniers.
Mancuello cerró el triunfo de Vélez en Liniers.

Vélez recibió a la Liga de Quito en el José Amalfitani con la obligación de ganar para continuar con posibilidades de acceder a los octavos de final de la Copa Libertadores y cumplió.

Por la cuarta fecha del grupo G, el Fortín venció 3-1 a los ecuatorianos y quedaron como escoltas de Flamengo.

La propuesta fue clara en ambos equipos: los de Mauricio Pellegrino apostaron por una presión constante para capitalizar las proyecciones de Bouzat, la potencia de Lucero y la creatividad de Lucas Janson; mientras que los ecuatorianos optaron por aguardar en la zona de Gabbarini para salir de contra.

Antes de llegar al descanso el dueño de casa gestó la ocasión más clara para ponerse en ventaja. El 2-1 propuesto por Bouzar y Tomás Guidara derivó en un centro hacia la cabeza de Lucero que hizo lucir al ex arquero de Independiente.

La revancha de Thiago Almada se dio en la última escena de la etapa inicial. El joven que había sentido el ahogo de su grito desde los doce pasos festejó con euforia cuando infló la red y selló el 1-0 para mantener las esperanzas velezanas.

En el complemento Vélez confirmó su superioridad cuando había perdido el dominio absoluto del duelo. El ingreso de Ricardo Centurión fue determinante para liquidar el pleito, dado que el ex Racing sacó a bailar a su marca por el sector derecho y asistió a Janson con un centro venenoso que tuvo destino de gol.

Sin embargo, cuando parecía que estaba todo terminado en la noche de Buenos Aires, el uruguayo Matías Zunino se encontró con una pelota en el área local y fusiló a Lucas Hoyos con un violento disparo que ingresó entre las piernas del arquero.

Faltaban 12 minutos más el descuento y Vélez comenzó a administrar el ritmo del partido para evitar poner en peligro el triunfo. Una estrategia que atentaba contra el vértigo que proponía la Liga de Quito.

El telón lo bajó Federico Mancuello después de un grosero error defensivo. El ex volante del Rojo capitalizó una pésima salida de Andersson Ordóñez y definió ante la desolada mirada de Gabbarini.

El Fortín quedó como único escolta del Flamengo y si en el próximo encuentro le gana a La Calera de Chile, se garantizará un lugar entre los 16 mejores del continente.

Pero antes buscará las semifinales de la Copa de la Liga cuando reciba a Racing el domingo desde las 12. En Liniers tienen preparada la fiesta. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias