domingo 17 de octubre de 2021
Niebla 12.7ºc | Posadas

Las nuevas perlas de la natación en MIsiones

Catalina Addiechi y Seba Méndez Brandt comenzaron de niños a nadar y su continuidad hizo que hoy brillen en mayores, siendo aún juveniles. “Somos el ejemplo”, remarcaron

miércoles 31 de marzo de 2021 | 6:08hs.
Las nuevas  perlas de la natación en MIsiones
Catalina Addiechi y Sebastián Méndez Brandt son los estandartes de la nueva generación que se abre paso entre la élite nacional, ya que aunque aún son juveniles -tienen 17 años-, se miden de igual a igual con los máximos referentes del país.
Catalina Addiechi y Sebastián Méndez Brandt son los estandartes de la nueva generación que se abre paso entre la élite nacional, ya que aunque aún son juveniles -tienen 17 años-, se miden de igual a igual con los máximos referentes del país.

La natación misionera viene desde hace más de una década puliendo perlas que mantienen a la provincia entre las que aportan calidad en el agua. Hoy la actualidad tiene a Sebastián Méndez Brandt (16) y Catalina Addiechi (17) como estandartes de esta nueva generación que se abre entre la élite nacional, con la particularidad de que aún son juveniles y ya se miden palmo a palmo con los máximos referentes del país.

Recientemente, ambos nadadores del Capri estuvieron en el test evaluativo en la pileta del Parque Roca, en Buenos Aires, y cumplieron con una destacable tarea, tanto así que se metieron en el top five de sus competencias y sus nombres ya resuenan.

“Está bueno nadar con los mejores de la Argentina. Tener a los del calibre más alto al lado tuyo te da más emoción al nadar”, compartió Seba que a su corta edad ya tiene experiencias con competencias entre los mayores e incluso en el último evaluativo fue 5º en los 50 y 100 pecho.

Fresco, ante la consulta de cómo se va sintiendo en la pileta con el paso del tiempo, soltó: “Me siento más viejo -risas-, cada vez hay más nenitos. Comencé siendo el más chiquito de todos, ahora soy el más grande y tengo que dar el ejemplo”.

Seba, por su gran momento de los últimos años, formaba parte del plan olímpico de cara a los JJ.OO. de la Juventud para Dakar 2022, cita que fue aplazada para el 2026, por lo que quedará afuera por la edad.

“Fue triste porque ya no llego. Estábamos re emocionados, yo me había ido al nacional juvenil de Buenos Aires -en marzo del 2020 previo a la pandemia- y cuando volví supe que se había cancelado, pero hablamos con mi entrenador y tengo muchas más carreras por delante, es un torneo menos nada más”, reflexionó el posadeño que en Juveniles, su categoría correspondiente, ya venía con podios nacionales y ahora ya está da qué hablar en mayores.

Dando vuelta la página, este año el calendario contempla un Sudamericano Juvenil, aún con fecha a confirmar, y esa es la vara alta que tiene el posadeño para seguir motivado: “A eso estamos apuntando a full”.

Y vaya si hay que estar motivado para entrenar todos los días desde las 5 a las 7, luego a la siesta una hora de gimnasio y por la tarde una hora más en la pileta del Capri.

Sorpresa antes y después

Para Catalina, el 2021 comenzó con grandes emociones. Primero porque a último momento fue convocada a selectivo nacional de mayores y luego llegaría lo mejor con un gran cuarto lugar, arañando el podio de las más rápidas del país, en los 50 metros libres, a sus 17 años.

“Fue todo a último momento. Al enterarme de la convocatoria me puse muy feliz, aunque haya sido sólo los 50 libres; y es algo muy importante haber quedado dentro de las 16 mejores”, recordó con una gran sonrisa.

A Catalina se le nota una buena vibra. Tal vez esta experiencia fue el punto de inflexión en la carrera que está desplegando y ya lo venía haciendo muy bien entre las de su edad, pero estar con las estrellas nacionales y quedar tan cerca del podio, es sin dudas es un empujón grande para lo que se vendrá.

“Mi objetivo era bajar mi marca del nacional de marzo del año pasado, pero haber quedado cuarta fue increíble, cuando me lo dijeron fue súper sorprendente, no me lo esperaba para nada”, dijo contenta.

Sobre la carrera, la más rápida que hay, la recordó con risas: “sólo fui, hice las respiraciones y llegué, no hay tiempo para pensar en nada”.

Es que al ser velocista (Catalina nada los 50 y 100 de mariposa, espalda y crol), es tan intenso y rápido el esfuerzo que la estrategia está puesta en los entrenamientos para que el día de la competencia salga de la mejor manera.

Se podría decir que Catalina ya se sumó de más grandecita al elenco del Capri, a los 12, pero ya sabiendo nadar con sus inicios en Estudiantes de La Plata. “Vine a Posadas a los 9 y me sume al equipo a los 12 años,pero previo a eso nadaba recreativo y acá le tomé el gusto”, compartió.

Y a los 17 años llega el boom con el cuarto lugar en el test nacional y ya venía dando muestras en Juveniles. “Esto fue el fruto de tanto entrenamiento que tuvimos en la cuarentena, aunque haya sido diferente y sin competencias, se trabajó mucho lo mental y se practicó lo que no se podría en un año lleno de competencias”, reflexionó.

En tanto, su entrenador del Capri, Gustavo “Colo” Breitenbruch, también sumó su mirada sobre esta generación de nadadores que la viene rompiendo.

“Ellos son la realidad y el momento, las nuevas camadas que están atrás son muy buenas también. Ambos están siendo los grandes, más allá de que está Astrid Olmedo en categoría mayores, ellos son los juveniles que están en un gran momento competitivo”.

Para finalizar, el Colo destacó que esta realidad que viven tanto Seba como Catalina se debe a que “tienen mucho talento por un lado y continuidad por el otro, porque vienen de chiquitos y siguen… sin dudas la continuidad es lo que los hace vivir esto. Nadar es parte de la vida de ellos y cuando se hace carne es cuando se hace la diferencia y desde ahí ya es difícil vivir sin eso”. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias