viernes 14 de mayo de 2021
Cielo claro 19.5ºc | Posadas

Según datos del Indec

Más de $57.000 por familia para no caer en la pobreza

El organismo determinó que en febrero la Canasta Básica Total se incrementó un 2,7 por ciento respecto de la de enero

miércoles 17 de marzo de 2021 | 6:04hs.
Más de $57.000 por familia para no caer en la pobreza
Los alimentos, entre otros rubros, sienten el impacto de la inflación. Foto: archivo Nicolás Oliynek
Los alimentos, entre otros rubros, sienten el impacto de la inflación. Foto: archivo Nicolás Oliynek

Durante la jornada de ayer, el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) dio a conocer los últimos números sobre la canasta básica alimentaria y total.

Según los datos, la Canasta Básica Total (CBT) registró en febrero un aumento de 2,7%, respecto de enero, y una variación interanual de 42,2%, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

En tanto, la Canasta Básica Alimentaria (CBA), que mide exclusivamente el consumo de alimentos sin tener en cuenta las tarifas, determinó que la variación mensual respecto de enero fue de 3,6% y la interanual es 46,4%, según explicó el organismo.

Y con relación a diciembre de 2020, la CBT registró en febrero un aumento de 8,4% y la canasta alimentaria, una suba de 7,0%, precisó el Indec.

Para no caer en la pobreza

De esta forma, en febrero la canasta básica total por persona adulta tuvo un valor de $18.769,41 y la canasta básica alimentaria individual, $7.953,14.

En este marco, un grupo familiar compuesto por dos adultos y dos menores necesitó contar con ingresos por $57.997 para no caer debajo de la línea de la pobreza y de $24.575 para no caer en la indigencia.

En el caso de un hogar con tres integrantes (una mujer de 35 años, su hijo de 18 y su madre de 61), la CBA tuvo un costo de $19.565 y la CBT, de $46.173.

Mientras que, para un hogar de cinco integrantes (un varón y una mujer, ambos de 30 años, y tres hijos de cinco, tres y un años), la CBA equivalió a $25.848 y la CBT, a $61.001.

En febrero, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) aumentó 3,6% y acumuló un incremento de 40,7% interanual, impulsado por el alza de la división Alimentos y bebidas, la de mayor incidencia en todas las regiones.

En cuanto a los rubros que más aumentaron se destacan las frutas; verduras, tubérculos y legumbres, además de aceites, grasas, manteca e infusiones, que fueron parcialmente compensados por leche, productos lácteos y huevos, como también las carnes y derivados, que mostraron subas por debajo del promedio, de acuerdo a lo que especifica el Indec.

Carnes, frutas y hortalizas son productos particularmente sensibles al interior de la canasta de alimentos y representan buena parte del consumo de los argentinos, como advierte el Observatorio de Precios del Centro de Economía Política. (Cepa).

En ese sentido, y según consignó Télam, en su último informe Cepa determinó que los precios de distintos cortes de carne registraron en febrero una desaceleración respecto de los meses precios, tras el raid alcista de 2020, mientras que las frutas y hortalizas mantienen una alta volatilidad con alzas interanuales superiores al 400%.

En enero pasado, la Canasta Básica Total había registrado un aumento de 4,2% y la Canasta Básica Alimentaria, una suba de 4,6%, en ambos casos en relación al mes anterior.

La desaceleración del alza en los valores fue más fuerte si se la compara con diciembre, cuando la la Canasta Básica Total había registrado un aumento de 4,7% y la Canasta Básica Alimentaria, una suba de 5,1%.

Estos datos coinciden con la desaceleración observada en el incremento del IPC, que en febrero fue menor al de los últimos dos meses previos (4% en diciembre y enero), lo que llevó a que la variación interanual quedara en 40,7%, sensiblemente por debajo del 50,3% registrado en el mismo mes pero de 2020.

Medicamentos

Respecto a la industria farmacéutica, el Indec informó que en el cuarto trimestre de 2020, la facturación total de la industria farmacéutica en la Argentina registró 97.074,8 millones de pesos, lo que representa un incremento de 41,2% en relación con el mismo trimestre de 2019.

 Esta variación surge por los aumento de 42,9% en la facturación de producción nacional y de 37,4% en la reventa local de importados.

En tanto, desglosando, en la facturación de producción nacional se observan incrementos del 45% en las ventas al mercado interno y de 25,7% en las exportaciones. De esta forma, las ventas de origen argentino representaron el 71% del total y la reventa de importados, un 29%. 

Por su parte, en lo que respecta al análisis anual, la facturación de la industria farmacéutica registró en 2020 un incremento de 50,3% respecto a 2019, al sumar un total de $332.175 millones, que relevó el desempeño de 58 empresas de laboratorios que constituyen el núcleo del sector en el país.

Respecto al tipo de medicamentos, los que más facturaron en el último trimestre fueron los que actúan sobre el aparato digestivo y metabolismo con $16.714 millones (17,2% del total facturado); seguidos por los medicamentos antineoplásicos e inmunomoduladores con $15.224 millones, 15,7% del total. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias