jueves 05 de agosto de 2021
Cielo claro 22ºc | Posadas

Una escapada hacia el este misionero

Campings, saltos y pesca para disfrutar de nuestra naturaleza

De a poco nos despedimos de las vacaciones pero todavía quedan unos días para viajar hacia el río Uruguay y tener unos momentos de calma y distención

domingo 21 de febrero de 2021 | 6:00hs.
Campings, saltos y pesca para disfrutar de nuestra naturaleza
El Salto El Pindaytí es una parada obligatoria de la zona.
El Salto El Pindaytí es una parada obligatoria de la zona.

Entre la excéntrica selva que nos rodea, camino a la zona rural, encontramos bellezas naturales que durante muchos años estuvieron resguardadas de las manos y vista del hombre. Entre tanta naturaleza, donde se respira aire puro, ni bien se va llegando a la zona de 25 de Mayo, ya se escucha la fuerte caída de los saltos y cascadas, el recorrer de los arroyos, la grandeza del río Uruguay y la tranquilidad de un espacio para compartir en familia llamado “Pesque y Pague”, con la reserva ecológica que distingue el silencio de las fuertes aguas cayendo desde lo alto formando un gran escenario que permite ver la ostentosa y poderosa fuerza del agua y el viento.

El departamento de 25 de Mayo, está colmado de arroyos, saltos, cascadas, lugares tranquilos para disfrutar de postales naturales que enorgullece verlas.  Cuando llegan a visitantes siempre preguntan y buscan estas alternativas para el descanso o esparcimiento.  Muchas veces quieren conocer a los colonos, personas que aún conservan tradiciones antiguas, como sus casas, sus galpones, sus carros, sus animales, que también resultan ser un atractivo turístico, porque se aprende cómo se hace el queso, cómo se trabaja la tierra, cómo es una plantación de tabaco, cómo es una invernada, como son las comidas típicas y cómo plantan sus propios alimentos.

  En muchas ocasiones se los acompaña a estas zonas y  pueden probar una comida, el pan casero, con la mermelada de sus propios frutos hecha por las manos de las mujeres que trabajan a la par con su familia tanto en la chacra como en sus casas.  Incluso pueden dar una vuelta en el carro para sentir una nueva experiencia, esos conocimientos que se les regala agradeciendo su visita. 

Con aproximadamente 17.000 habitantes, 25 de Mayo aún mantiene tradiciones de hace 87 años, la calidez humana es importante y eso se refleja en muchas miradas cansadas de la gente de la colonia.  Miradas que cuentan alegrías, nostalgia y esperanza para las nuevas generaciones, manos cansadas pero fuertes cuando saludan, frases entre el alemán, brasileño y español, ojos celestes y cabellos rubios que dejan anonadados a su visita. 

Saltos y cascadas

Encontrar estas bellezas de la naturaleza en su pleno auge, contiene un valor incalculable para el  municipio, ya sea en su expresión pura y en lo llamativo que son debido a sus características que los hacen únicos.  No se puede decir con exactitud cuántos de ellos hay,  ya que algunos están muy alejados y para llegar el camino se vuelve rocoso y resbaladizo o están muy escondidos.  Pero se puede afirmar que cada chacra o colonia tiene  más de uno.  Esto hace que se arregle el acceso para poder disfrutar de su aguas cálidas y frescas, el rugir de sus aguas y la tranquilidad del cause de sus arroyos, brindando un espacio de esparcimiento y acampe.

Por ejemplo el Salto El Pindaytí,  es una parada obligatoria. Para llegar la ruta más rápida es la N° 8, y cuando se llega a la rotonda se dobla hacia la derecha, tomando la Ruta N° 9, se recorren 7 kilómetros en ella y se llega al límite de las Escuelas 320 y 443, hacia la derecha nuevamente hay una entrada terrada en la que se debe transitar 3 kilómetros, doblando hacia la derecha nuevamente y a los 100 metros, ya se llega a destino. Este lugar se acondicionará para los turistas, pero por el momento se puede disfrutar de él con entrada libre y gratuita. Este hermoso salto se encuentra en la zona de la escuela 551.

Pesque y Pague

Así se denomina a un espacio que fue realizado exclusivamente por la Cooperativa Del Alto Uruguay Limitada (Caul), lugar que permite que la comunidad y sus visitantes disfruten los fines de semana momentos de tranquilidad y pesca, acompañados por un enorme césped y varios estanques donde están los peces que al ser atrapados pueden llevárselos (frescos) pagando su respectivo kilaje. 

Este lugar es accesible ya que queda a pocos metros de la ruta 9 (avenida Padre Ladislao Sarley), con un cartel que identifica su acceso y llegada. Esta iniciativa está hace muchos años y quien visita 25 de Mayo, no deja de ir a disfrutar de una pesca segura y tranquila junto a familiares y amigos.

Camping

Los campings cuentan con todo lo necesario para sus visitantes, por unas horas o por varios días, dándoles la opción de acampar con parrillas instaladas y vivir la plenitud de la seguridad para los niños que juegan al fútbol o vóley.  También tienen arroyos para el esparcimiento y disfrute del agua fresca en los días calurosos.  Toda esta zona se caracteriza por ser pedregosa, por eso no es casualidad ver una enorme piedra en el medio del arroyo, lugar que también es visitado por los que se animan a refrescarse y a tomarse fotografías.

Uno de los campings para visitar  es  Campins Los Hermanos, ubicado a sólo cinco kilómetros del casco céntrico de 25 de Mayo.

Se pasa por un pequeño puente del Arroyo Barra Grande, el primero que se cruza en ese trayecto, se sigue y a 150 metros está el cartel de acceso al mismo. Para ingresar hay que abonar una entrada de 100 pesos.

Por supuesto que también hay otros lugares privados donde sus dueños construyen sus casas con todas las comodidades, ambientando el lugar, conservando la naturaleza y disfrutando de sus días de descanso.

Corredera 

Se lo llama así porque es uno de los lugares que costea el río Uruguay, perteneciente al municipio de Alba Posse, donde también es muy concurrido debido a la vista del Brasil (Porto Mauá), caracterizada también por las rocas, aunque lo más destacado es estar en pleno contacto con el Río Uruguay, donde bordea la costa y fácilmente se tiene acceso a él disfrutando de su playa.  Su acceso es terrado y también varias familias compraron terrenos e hicieron sus casas para quedarse y disfrutar el silencio por las noches.  Este lugar comenzó siendo un pequeño espacio para el descanso, pero con el tiempo se fue convirtiendo en un lugar de recreación durante el día y la noche, ampliando con las casas y pequeños comercios para quienes lo visitan.

Cada sensación al cerrar los ojos y compenetrarse con estos ambientes, escuchar el silencio y luego una fuerte caída de agua, logra un enorme salto de emociones en plena selva misionera, en lugares recónditos donde solo se puede pensar en lo bello que es contar con zonas como estas que transmiten un enorme placer de vivir y convivir con ellas.  Lo más agradable es que esas emociones todavía existen hacia nuestro medio ambiente, hacia nuestra madre selva que se mantiene de pie regalándonos exclusivos paisajes, cielo azul, atardeceres que se pueden vislumbrar directamente cuando se esconde el sol que acompañó durante el día, junto al canto de los pájaros que nos avisan que se retiran hasta el día siguiente. 

 El departamento de 25 de Mayo  tiene tanta belleza escondida que parece que  “no quiere que las encontremos”, porque tal vez pierdan su esencia por la mano del hombre, tanto la flora como la fauna autóctona que está muy bien resguardada siguen ahí, haciendo lo mismo todos los días.  Nos queda descubrirlas o simplemente dejar volar la imaginación, ser los niños de hoy, resguardando las tradiciones e imaginando que en esa soledad seres fantásticos están ahí, libres, conviviendo con los pájaros que construyen sus nidos sin pensar en el peligro, cantando y volando tan alto como pueden. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias