jueves 05 de agosto de 2021
Lluvia ligera 21.7ºc | Posadas

Pinceladas de historia

La inestabilidad política de Misiones entre 1955 y 1983

domingo 31 de enero de 2021 | 6:00hs.
La inestabilidad política de Misiones  entre 1955 y 1983

La historia político-institucional de Misiones desde su provincialización hasta el regreso al sistema democrático se caracterizó por su inestabilidad, en concordancia con lo que ocurría en el resto del país. Los cuatro golpes militares entre 1955 y 1983 contra gobiernos democráticamente constituidos intensificaron los vaivenes políticos en una provincia que hasta entonces prácticamente no había podido poner en funcionamiento sus nacientes instituciones democráticas. Del mismo modo, en ese período se observan paralelismos de los signos políticos y partidarios de los gobiernos federales con los provinciales, consecuencia, quizás, de tantos años del carácter de Misiones como territorio nacional.

Tanto influyeron las sucesivas crisis políticas nacionales en las discontinuidades de los gobiernos locales que recién en 1991 un gobernador logró completar su mandato, Julio Cesar Humada, entre 1987 y 1991, haciendo la salvedad de que si bien Ricardo Barrios Arrechea no completó mandato, no fue por inestabilidad política, sino porque fue convocado por el presidente Alfonsín para ser ministro de Salud de la Nación, completando ese periodo de gobierno (1983-1987) su vice, el recientemente fallecido Luis María Cassoni. También sucedieron circunstancias fortuitas como la tragedia del vuelo a Iguazú en 1973, que terminó con la vida del gobernador Manuel Irrazabal y su vice Cesar Napoleón Ayrault, a poco de ser elegidos por el voto popular.

Misiones es ocupada militarmente el mismo día en el que fue derrocado Perón e intervenida inmediatamente, como sucederá cada vez que las Fuerzas Armadas acechen a los gobiernos democráticos y con ello las libertades civiles y las garantías constitucionales. En 1958 se sanciona una nueva constitución provincial en reemplazo de la derogada de 1954. Para ese entonces la joven provincia todavía no había terminado de organizarse institucionalmente y carecía de ordenamientos jurídicos y comunales. En los debates de la reforma constitucional no participó el peronismo que había sido proscripto y la mayoría del recinto estaba conformada por los representantes de la Ucri (radicales intransigentes) que defendieron la Constitución de 1954 por haber sido legítimamente constituida por representantes votados en comicios populares. Por otro lado denunciaron su derogación. Sin embargo triunfó la posición de aquellos que planteaban la necesidad de una nueva Carta Magna. Tal decisión provocó el retiro de la bancada radical intransigente, que insistió en su posición y denunció la votación como fraudulenta. En medio de un caos, la Constitución fue aprobada el 21 de abril de 1958, vigente hasta nuestros días. En el ámbito nacional, ese año asumía la presidencia el candidato de la Ucri Arturo Frondizi.

En Misiones, luego de cinco interventores elegidos por los militares primero y por el propio Frondizi después, en 1960 se realizan las elecciones a gobernador, siendo elegido el radical intransigente Cesar Napoleón Ayrault, quien había sido el interventor en 1959. 

En 1962 nuevamente una ruptura institucional, esta vez en contra del presidente Frondizi, trunca la estabilidad política misionera. Una sucesiva lista de interventores se turna en el gobierno provincial. Un año después, en 1963, Arturo Illia asume la presidencia nacional. Misiones vive una situación anormal en los comicios locales, pues, una vez más triunfa Cesar Ayrault de la Ucri, pero el Colegio Electoral consagró a la fórmula oficialista de la UCRP, Losada-Ferrara. Ese gobierno se mantuvo durante tres años, hasta 1966, cuando la proclamada Revolución Argentina derroca al presidente radical Arturo Illia. En Misiones, la intervención militar sanciona un acta llamada Acta de la Revolución Argentina, que estaba por encima de la propia constitución provincial y que le deba facultades al gobierno de facto a dictar leyes con total arbitrariedad.

La década de 1970 no sólo no produjo modificaciones a la inestabilidad política misionera, sino que fue una década signada por tragedias, sucesivas intervenciones, crisis y la instauración de la dictadura de 1976.

En 1973 se llamó a nuevos comicios, en un contexto donde se agudizaban las luchas armadas y los enfrentamientos políticos, en una sociedad que transcurría entre dictaduras y gobiernos débiles tutelados por las Fuerzas Armadas. Es la época del retorno definitivo de Perón a la Argentina después de 18 años de exilio y la finalización de la proscripción de su movimiento. Las elecciones de ese año fueron ganadas por el Frejuli, un frente justicialista que incluía a peronistas y a otros movimientos políticos, con la fórmula Cámpora-Solano Lima. En Misiones, ese mismo frente proclama, en segunda vuelta, a Manuel Irrazabal y Cesar N. Ayrault.

Pero esta vez el infortunio y la tragedia interrumpirían el orden institucional. La noche del 30 de noviembre de 1973, fallecían en un accidente aéreo en las cercanías del aeropuerto de Iguazú ambos mandatarios y sus respetivas esposas. Las dos máximas autoridades provinciales viajaban para un encuentro con el ministro de Bienestar Social de la Nación, José López Rega. El avión habría explotado incendiándose en el aire y se precipitó a tierra. Esas muertes abrían profundos interrogantes sobre el futuro político de la provincia, truncando una vez más la posibilidad de una continuidad institucional. La tragedia obligó a que asumiera como gobernador interino el presidente de la Cámara de Representantes, Luis A. Ripoll, quien convocó a nuevos comicios en abril de 1975.Un mes después asumía el binomio Alterach-Arrechea, también del Frejuli, gobierno que al año siguiente sería derrocado por un nuevo golpe militar y que traería lamentables consecuencias a la región, con desapariciones, secuestros, y asesinatos.

Una clara muestra de la inestabilidad institucional de Misiones en este período es que, hacia 1983, treinta años después de creada la provincia, Misiones sufrió trece intervenciones federales, tuvo siete gobernadores militares y fueron elegidos seis gobiernos constitucionales de los cuales ninguno pudo terminar su período de gobierno. En el transcurso de cuatro años (1973-1977), llegó a tener siete gobernadores.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias