lunes 17 de mayo de 2021
Cielo claro 17ºc | Posadas

Investigación y resolución récord a menos de un año del hecho en Puerto Libertad

Juicio abreviado y prisión perpetua para el femicida de Lorena Barreto

El condenado es Roberto Rivero Medina (74). Admitió su responsabilidad en el caso y el Tribunal Penal Uno de Eldorado firmó la sentencia. Purgará su pena en la UP III

miércoles 23 de diciembre de 2020 | 2:30hs.
Juicio abreviado y prisión perpetua para el femicida de Lorena Barreto
Lorena Barreto fue asesinada de una puñalada en el corazón en su casa del barrio Itatí de Puerto Libertad.
Lorena Barreto fue asesinada de una puñalada en el corazón en su casa del barrio Itatí de Puerto Libertad.

En menos de un año y en tiempo prácticamente récord, la causa por el femicidio de Lorena Barreto (32) llegó a instancia decisiva y ya tiene sentencia dictada por parte de la Justicia: prisión perpetua para su pareja Roberto Rivero Medina (74).

La resolución fue firmada recientemente por el Tribunal Penal Uno de Eldorado, cuyas autoridades homologaron un acuerdo de juicio abreviado hecho entre la fiscalía y la defensa del acusado, que de esta manera terminó admitiendo su culpabilidad en el hecho.

El expediente que investigaba el asesinato de Barreto ya había sido elevado a instancia de debate oral a mediados de septiembre en tiempos considerados récord, pero ahora anotó una nueva marca.

Es que el acusado, acorrolado por las pruebas en su contra, decidió admitir su responsabilidad en el hecho y junto a la fiscalía acordó resolver su situación mediante la vía de un juicio abreviado en el cual iba a evitar la exposición pública, aunque lo que obviamente no iba a evitar era recibir la máxima pena que prevé el Código Penal de la Nación Argentina.

De esta forma, Rivero Medina terminó siendo condenado a la pena de prisión perpetua al ser declarado responsable del delito de homicidio doblemente agravado por el vínculo y por haber mediado violencia de género, es decir, femicidio.

La sentencia fue firmada por el Tribunal Penal Uno de Eldorado, conformado por los magistrados Ángel Atilio León, Lyda Gallardo y María Teresa Ramos, y la lectura de los fundamentos fue fijada para el próximo 2 de febrero, según consignaron fuentes por consultadas por El Territorio. 

El condenado purgará su pena en la Unidad Penal III de Eldorado, donde se encuentra alojado desde mayo cuando el Juzgado de Instrucción Tres de Puerto Iguazú, a cargo del magistrado Martín Brites, dispuso su procesaimiento con prisión preventiva.

El pedido de elevación a juicio del expediente, en tanto, había sido solicitado en septiembre por  Horacio Paniagua, titular de la Fiscalía de Instrucción de la misma circunscripción judicial.

Femicidio en cuarentena

El crimen de Lorena Barreto se registró el 21 de marzo en su casa del barrio Itatí de la localidad de Puerto Libertad. Fue el segundo femicidio del año en la provincia y uno de los primeros del país en registrarse durante el período de aislamiento, que luego se extendió durante varios meses más.

El hecho fue alertado a la Policía cerca de las 21.10 y cuando los uniformados arribaron al lugar se encontraron con la mujer malherida en plena vía pública hasta donde salió en busca de ayuda.

En esa instancia, Barreto fue auxiliada y trasladada hasta el hospital, pero desafortunadamente perdió la vida por el camino.

En paralelo, otra comisión de efectivos procedió a la detención de Rivero Medina, quien no opuso resistencia alguna y fue atrapado prácticamente en flagrancia.

De acuerdo a lo que se pudo reconstruir en base a los elementos recolectados en la investigación, ese día se desató una discusión entre Barreto y su concubino, originada aparentemente por los celos y constantes reclamos de parte del hombre.

Después de ello, la mujer se fue a recostar junto a su hijo adolescente y en esa instancia fue apuñalada por el anciano.

La autopsia estableció que la víctima presentaba una sola herida cortante en la parte izquierda del pecho que, prácticamente, fue directo al corazón.

Los forenses que participaron de la operación también detectaron marcas compatibles con lesiones de defensa en una de las manos de la mujer, mientras que el imputado, en tanto, en no presentaba ningún tipo de marca ni lesión en su cuerpo.

Con el correr de la pesquisa también se pudo establecer que existían varios antecedentes por violencia de género de parte del hombre hacia Barreto. Es más, se supo que en 2019 la mujer había radicado una denuncia por amenazas en contra de Rivero Medina en el Juzgado de Paz de Puerto Libertad y eso le valió una restricción de acercamiento al hombre, medida que posteriormente no fue renovaba ya que ambos decidieron retomar la relación.

A pesar de ello, familiares de la víctima consultados en ese momento indicaron que varios meses antes del crimen los episodios de violencia habían recrudecido.

Los femicidios del 2020 en Misiones

Una estadística elaborada por El Territorio indica que en lo que va del 2020 se registraron seis casos que la Justicia definió e investiga como femicidios en Misiones.

El primero de ellos se registró a mediados de febrero, en la localidad de Dos Hermanas, donde Sonia Cerpa (40) fue masacrada a machetazos por su ex pareja. Las siguientes víctimas fueron Lorena Barreto en Puerto Libertad (caso ahora esclarecido y con sentencia firmada), María Solange Diniz Rabela en San Vicente, Yésica Tabarez en San Javier y Cintia Lemos en Montecarlo. Todas ellas fueron asesinadas por sus actuales o anteriores parejas, con el agregado de que los femicidas de Tabarez y Lemos terminaron suicidándose en la misma escena.

El último caso considerado como femicidio en Misiones fue el de Patricia Mereles (30), ultimada en Puerto Iguazú. El acusado del hecho es su hijastro, Jonathan Da Silva (28), y en primera instancia la causa fue caratulada como homicidio agravado por el uso de arma de fuego, pero luego la Justicia consideró que el caso debía ser redifinido como femicidio porque hubo violencia de género de por medio.

Al margen de ese listado inicial, hubo otras víctimas asesinadas al quedar bajo la denominada “línea de fuego” en medio de situaciones de violencia de género. Ejemplo de ello fue Juan Farjat (36), ultimado en una reserva privada de Andresito al defender a una compañera de trabajo que estaba siendo atacada por su ex. La mujer logró sobrevivir, mientras que él no, en tanto que el violento se quitó la vida después de varios días prófugo.

Por último, en octubre hubo un homicidio en Campo Viera que está en etapa de investigación pero que conforme al avance de la pesquisa podría ser recalificado como femicidio vinculado, ya que se sospecha que un hombre asesinó a la nueva pareja de su ex al interceder en un ataque que iba dirigido hacia la mujer y a su pequeño bebé.

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias