viernes 04 de diciembre de 2020
Muy nuboso 21.3ºc | Posadas

“La legalización salva vidas de mujeres y preserva su capacidad reproductiva”, argumentó

Alberto Fernández envió el proyecto de legalización del aborto al Congreso

La intención del gobierno nacional es que la iniciativa se comience a debatir en diciembre y con la expectativa de tener media sanción antes de fin de año

miércoles 18 de noviembre de 2020 | 5:00hs.
Alberto Fernández envió el proyecto de legalización del aborto al Congreso

El presidente Alberto Fernández envió ayer por la tarde el proyecto de legalización del aborto al Congreso, con la intención de que se comience a debatir en diciembre y con la expectativa de tener media sanción antes de fin de año.

“La legalización del aborto salva vidas de mujeres y preserva su capacidad reproductiva. No aumenta la cantidad de abortos ni los promueve, sólo resuelve un problema que afecta a la salud pública”, dijo el presidente en un video grabado vía Twitter. Lució para la ocasión una corbata verde.

La iniciativa, que tiene el sello del presidente y la pluma de la secretaria Legal y Técnica, Vilma Ibarra, permite la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14 de gestación inclusive, obliga a realizar la práctica a todas las instituciones de la salud en el plazo de diez días y admite la objeción de conciencia individual de los profesionales, siempre y cuando se garantice que la paciente sea atendida por otro médico.

Como parte de un mismo paquete, Fernández también anunció el proyecto “de los 1000 días” que prevé una ayuda económica para la mujer embarazada en situación de vulnerabilidad.

El residente anticipó así los argumentos que esgrimirá el gobierno para defender las iniciativas: que es una cuestión sanitaria y que “el Estado debe acompañar a las mujeres en sus proyectos de maternidad”, pero también “cuidar la vida de quienes deciden interrumpir su embarazo”.

El texto ingresó ayer por la Cámara de Diputados, en la que los números son más holgados que en la Cámara alta. En el gobierno hubo una larga discusión sobre cuándo enviar la iniciativa. Se llegó a evaluar postergarlo un día, para evitar que interfiriera el debate del proyecto del impuesto a las grandes fortunas.

Según los cálculos que realizan en la Casa Rosada, los tiempos parlamentarios alcanzarían para conseguir una media sanción antes de fin de año. Esa es, al menos, la apuesta del gobierno para ganar volumen político de cara a la batalla más difícil, que tendrá lugar en el Senado.

Promesa de campaña

Fernández se juega un importante capital político con el proyecto del aborto, que fue una promesa de su campaña y que presentó como una bandera propia.

El gobierno utilizará como argumentos la experiencia de otros países donde la legalización del aborto bajó la tasa de mortalidad (como Uruguay); la mayor vulnerabilidad por abortos clandestinos en los sectores de menores ingresos y las estadísticas sanitarias. Todo para buscar persuadir a los legisladores indecisos, que son los que inclinarán la balanza en ambas cámaras.

“Cada año se hospitalizan alrededor de 38.000 mujeres por abortos y desde la recuperación de la democracia murieron más de 3.000 mujeres por esa causa”, dijo ayer el presidente en el video.

En el Senado -la cámara que en 2018 frustró el proyecto- serán clave los indecisos y las eventuales abstenciones de senadores oficialistas que, sin querer votar a favor, podrían colaborar con la voluntad presidencial.

Así, a partir de ahora la Cámara de Diputados se prepara para debatir la legalización del aborto, un proyecto que desembarca por novena vez en el Congreso Nacional, esta vez impulsada por el gobierno y luego de años de idas y vueltas legislativas que no lograron modificar el encuadre legal de la interrupción del embarazo, establecido en 1921 en el Código Penal.

Las características especiales del contexto de la pandemia y la realización de sesiones mixtas, es decir con legisladores presentes y otros conectados virtualmente, tiene un especial condimento en esta oportunidad, ya que la conectividad podría complicar la sesión.


Elogios y críticas en las redes sociales tras el anuncio
Casi en simultáneo con el anuncio del presidente en Twitter, importantes figuras del oficialismo festejaron la iniciativa a través de las redes sociales. También hubo fuertes críticas por parte de los referentes del sector “celeste”.

“Cumplir el contrato electoral fortalece la democracia. Por eso enviamos al Congreso los proyectos de Interrupción Voluntaria del Embarazo y el Plan de los 1000 Días”, publicó el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, que también agregó que “cuando ampliamos derechos somos una sociedad mejor”.

Desde la campaña por el aborto legal destacaron que se trata de “un reclamo histórico” y una “deuda de la democracia”. Y agregaron: “Una conquista de lxs que luchamos por más derechos. ¡Tratamiento urgente!”.

En cambio, desde los sectores celestes cuestionaron el proyecto. El ex candidato presidencial Juan José Gómez Centurión compartió un mensaje publicado por la juventud de su partido, NOS, que advertía: “Si hay aborto, salimos todos”.

La diputada Graciela Camaño “lamentó profundamente” que la prioridad de Fernández sea “interrumpir el ciclo de la vida, en momentos en los que evidentemente, una pandemia zoonótica nos demuestra que el antropocentrismo nos lleva a la destrucción”. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias