martes 01 de diciembre de 2020
Cielo claro 21ºc | Posadas

La felicidad, comer bien y bailar, los secretos de Eulalia para llegar al centenario

jueves 29 de octubre de 2020 | 11:20hs.
La felicidad, comer bien y bailar, los secretos de Eulalia para llegar al centenario

 

Quizás sea por la riqueza del suelo que provee alimentos saludables de granja o por la paz y belleza de los paraísos naturales lo que hace de Misiones un lugar especial donde se encuentran diferentes historias de abuelos que alcanzan edades sorprendentes. 

Una de estas historias es la de Eulalia Riveros de Leites, una abuela posadeña que el pasado martes, 27 de octubre, celebró nada más y nada menos que su cumpleaños número 100.

"¿Quien tiene 100 años?, Nadie" presumió Eulalia frente a sus familiares, quienes debieron visitarla reduciendo el número de invitados -tal como lo dictan los protocolos preventivos de Covid-19- para no poner en riesgo la salud de su matriarca.

Al escuchar estas historias surge la principal curiosidad de conocer cuál es el secreto para lograr llevar una vida próspera y duradera. Ante esta consulta, Eulalia respondió mencionando importantes consejos: "El secreto es vivir feliz, comer bien, bailar, no tomar, no fumar y rezar mucho".

Cada uno de estos consejos cuentan con un gran valor sentimental para la abuela, pues admite que de joven gozaba mucho de asistir a bailes en el Parque Japonés de Posadas. "Mentía a mi marido que me iba a la iglesia para ir a bailar, un día me descubrió y me preguntó ¿Acá es la iglesia?", recordó con una sonrisa que graficaba esos divertidos recuerdos.

Otro de sus consejos trata de llevar una vida alejada de los cigarrillos, dado que esta adicción fue lo que provocó el fallecimiento de su marido Abelardo Santiago Leites a la edad de 78 años. "No hay que fumar, mi marido fumaba mucho, yo también pero ya no fumo más desde hace varios años y cuando lo haga, voy a fumarme un cigarro", respondió sorpresivamente la abuela provocando una carcajada en sus invitados. 

Finalmente, destacó que otro de sus principales secretos es rezar mucho. Eulalia es fiel creyente del catolicismo y reza tres veces al día; al despertar, al mediodía antes del almuerzo y finalmente antes de dormir. "Dios me regaló una larga vida y voy a vivirla feliz", acentuó.


Historia de vida en cien velas

Eulalia nació en Paraguay donde trabajó en servicios domésticos desde muy pequeña. Aproximadamente a los 14 años -no recuerda con exactitud- cruzó el río Paraná desde Encarnación a Posadas con el fin de iniciar una nueva vida.

Tiempo después conoció a su marido Abelardo Santiago Leites, con quien no solo se enamoraron sino que también, según recuerda la abuela, formaron un gran equipo de trabajo que día a día se rebuscaba de distintas maneras para progresar y salir adelante en lo económico.

Desde venta de hielos, carbón, leñas, empanadas y posteriormente la instalación de El Almacén de Leites, la pareja poco a poco fue progresando hasta convertirse en comerciantes respetados de la zona Bajada Vieja de Posadas.

 “Y así nos fuimos haciendo”, repetía constantemente con un tono nostálgico.

Abelardo y Eulalia no tuvieron hijos biológicos pero sí criaron con mucho amor a cinco niños, que son reconocidos por ellos mismos como hijos de la pareja. Leoncia “Chingola” Cáceres, Osvaldo González, Rosa Ramona González, María Ester González, Inés Ramona Cáceres y Olga Yolanda Ovelar. 

Actualmente, los dos hijos varones de la pareja fallecieron, y las mujeres acompañan en el día a día a Eulalia devolviendole el cariño que recibieron de pequeños.

En estos cien años de vida, Eulalia atravesó por diferentes circunstancias adversas pero su gran corazón le llegará adelante de todas ellas. Según recordó, "tiempo atrás un médico le dijo que viviría por muchos años porque lleva consigo un gran corazón”.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias