jueves 29 de octubre de 2020
Nubes 17.9ºc | Posadas

La camiseta bien puesta

viernes 16 de octubre de 2020 | 5:00hs.
La camiseta  bien puesta

Los deportes se siguen sumando a las movidas solidarias en Misiones, demostrando que las ganas de dar una mano en tiempos de pandemia nunca se agotan. Desde el 2016 que el club de rugby Carayá decidió inculcar este ‘costado humanitario’ a sus filas como herramienta de formación de valores.

El movimiento, llamado ‘Monos en Acción’, reúne a jugadoras y jugadores del Verde con el fin de ayudar a la comunidad eldoradense mediante obras de caridad y saneamiento de espacios verdes, tarea que la realizan sin costo alguno.

Precisamente el pasado miércoles por la mañana, diez integrantes de los planteles femeninos y masculinos realizaron tareas de limpieza en los alrededores del Hospital Samic, removiendo malezas, residuos, maderas y colchones viejos. Un gesto que fue reconocido por los propios trabajadores esenciales del lugar.

Uno de los impulsores de esta movida solidaria y actual manager de Carayá, Patricio Flores, remarcó: “Desde que empezamos con esto fuimos a dar una mano a escuelas, barrios y espacios verdes; colaboramos con el saneamiento de cuencas, arroyos y hasta le ayudamos a darle un techo al que necesita”.

“Este año estas acciones se truncaron por la pandemia. Cómo somos formadores de buenas personas a través de los valores del rugby, surgió la idea y le propuse al director del hospital Samic, Rodrigo ‘Pipo’ Durán (también ex jugador de Carayá), hacer algo en la parte externa del hospital, respetando protocolos”, agregó.

“Así concretamos la acción y colaboramos sacando chatarras, escombros, papeles, botellas, tapitas y colchones viejos de los alrededores. Fueron horas muy intensas, pero es una forma de hacer fuerte a nuestros equipos ganando valores y, además, ayudando con solidaridad, algo que hace falta en estos tiempos. Además salimos de la rutina para hacer cosas útiles”.

“Los médicos/as y enfermeros /as del hospital aplaudieron a los chicos. Los pibes que están ascendiendo a primera vivieron esa experiencia, y fue un momento único y gratificante. Lo único que pretendíamos era colaborar para que todo esté un poco más ordenado, sabiendo que los trabajadores esenciales están colapsados con el tiempo”.

“Los rugbiers usamos mucho las guardias de las hospitales y tenemos que ir devolviendo algo (entre risas) de lo que nos dan. Ojalá se repita este gesto. Si vos no le fallas a la gurisada, ellos tampoco lo harán...es lo que está pasando en Carayá”, cerró Pato Flores. Una iniciativa que se festeja.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias