viernes 30 de octubre de 2020
Cielo claro 20ºc | Posadas

La música, musa inspiradora de los sueños

viernes 09 de octubre de 2020 | 5:00hs.
La música, musa inspiradora de los sueños
Por Belén Spaciuk

Por Belén Spaciuk [email protected]

Analía Golart tenía 4 años cuando decidió aprender a leer por la mera intención de saberse las letras de las canciones del coro en el que participaba su madre y así cantar junto a ella. De esa manera comenzó su romance con la música, una pasión que fue creciendo tanto como su talento y ganas de triunfar.

Hoy, a sus 30 años y con el apoyo de su marido, su hijo Tomás (11) y toda su familia y amigos -la mayoría de sus parientes la acompañan desde el otro lado del río, ya que residen en Brasil- Ana Mía,  su nombre artístico, inicia un camino profesional y muy prometedor en el mundo de la música.

En diálogo con El Territorio, la artista habló sobre sus primeros pasos, su esfuerzo por lanzar su carrera, el estreno de su material  y sus proyectos a futuro.

“Era muy pequeña cuando empecé a soñar con esto y no recuerdo un solo día de mi vida en el que no haya pensado en iniciar mi camino en la música”, resumió la joven que hace pocos días grabó su primer videoclip con una mega producción.

Se trata de Ciumeira, una canción de la reconocida artista brasileña Marília Mendonça, que forma parte del primer disco de Ana Mía.

Sueña es una producción que cuenta con 15 canciones grabadas por la artista con la ayuda y compañía del reconocido Fausto Rizzani, su maestro. Sin embargo, además del acompañamiento del cantante, Ana Mía contó también con la colaboración de Néike Productora Audiovisual, antes conocida como Horus, a cargo de Sergio Riquelme, de Herencia Gaucha.

“Se dio todo de una manera increíble. En un tiempo tan preocupante y triste que estamos viviendo, por la pandemia de coronavirus, que hayamos logrado hacer semejante producción y que podamos seguir abriéndonos camino es muy importante”, reconoció la artista, al tiempo que resaltó que nunca había participado de una apuesta tan grande y “no entendía la dimensión de lo que estaba viviendo porque parecía un sueño”.

La filmación se llevó a cabo bajo estrictos protocolos sanitarios. Los participantes del evento decidieron, por elección de la productora, permanecer en cuarentena 15 antes de la filmación y la misma cantidad de días una vez finalizado el producto.

Además de un trabajo cuidadosamente protocolar, la filmación se llevó a cabo con un despliegue de equipos de sonido, iluminación, escenografía, cámaras, dron y una impecable puesta en escena, además de maquillaje, vestuario, fotografía y otras cuestiones técnicas.

El videoclip fue grabado en una sola jornada, en un complejo de cabañas de Eldorado, localidad en la que reside la artista.

 La apuesta contó con la participación de reconocidos músicos de la zona, tales como Rizzani y su banda de música y Deiby Flash, el guitarrista del grupo Suena Sanfona, entre otros.

“El guitarrista de la banda tenía una fractura de costilla. Pero decidió participar igual de la apuesta. ‘Voy a apoyarte igual, estoy en esto’, me dijo ese día”, recordó Ana Mía, agradecida con todos los que decidieron acompañarla a dar estos primeros pasos en su camino.

"Hay muchos chicos con talento, ganas de brillar y de cumplir sus sueños; saber que puedo hacer algo por ellos desde la productora nos llena el corazón de alegría"Sergio Riquelme de la productora Néike

Respecto al video, cuenta también con la participación de actores locales, también principiantes.

“Fue una experiencia increíble para muchos, no solo para mí. Porque algunos de los actores también están dando sus primeros pasos en el ambiente y si el video logra la repercusión que buscamos, puede que todos comencemos a tener espacio y vayamos haciéndonos camino de a poco. Cada uno persigue su objetivo y creo que  esa posibilidad de que todos podamos compartir esta oportunidad hizo que trabajáramos con entusiasmo y mucha alegría, juntos por nuestros sueños”, explicó la artista.

“Hay muchos chicos con talento y ganas de brillar, con ganas de cumplir sus sueños. Saber que los puedo ayudar o que puedo hacer algo por ellos desde la productora nos llena el corazón de alegría. Tenemos un laburo sociocultural, porque es un trabajo social el de no dejar caer a los gurises que están en esto, que anhelan construir una carrera. Es como alimentar los sueños de los que están surgiendo”, reflexionó por su parte Riquelme, quien montó la megaproducción.

“Por eso mismo decidimos también cambiar el nombre de nuestra productora Horus a Néike, que significa ‘vamos, fuerza, dale para adelante’. Para hacerles sentir a los artistas que estamos para ayudarlos, que los vamos a apoyar en sus sueños”, agregó Riquelme quien monta producciones de altísimo nivel y muchas veces, sin conseguir rédito económico por ello. “Se trata de un trabajo arduo en pos de la cultura y el sueño de los que están luchando por constituirse”, destacó.

Compañía incondicional
Además del equipo, los participantes del videoclip y sus maestros en la música, Ana Mía contó también con el acompañamiento incondicional de su marido y su hijo Tomás (11), quienes la alentaron desde siempre a construir su carrera.

“Ellos me apoyan en cada paso y eso también me alienta a seguir adelante. Que mi niño pueda creer que los sueños se cumplen  me hace sentir que estoy sembrando lo correcto. Sé que no me puedo dar por vencida porque él sigue mis pasos”, enfatizó la artista.

“Le agradezco tanto a Dios que  mi carrera haya iniciado tan bien, no mucha gente tiene la posibilidad de comenzar con una producción así y rodeada de gente tan brillante y talentosa, con tanta trayectoria. Que sepan guiarme y me aporten tanto, con todo el amor del mundo, es algo que no tiene precio”, señaló Analía, que comenzó a cantar hace poco tiempo pero, desde niña, sueña con consagrarse como artista.

En Eldorado, Analía creció rodeada de música, ya que su familia emprendedora tenía un bar al que asistían bandas y solistas reconocidos de la región litoraleña. A sus 15 años, comenzó a trabajar como mesera en el lugar y también empezó a compartir, de vez en cuando, el escenario. Con el tiempo pudo abrir su propio emprendimiento, espacio por el que también pasaron numerosos músicos.

En el camino conoció a Alan Vera y a Rizzani, quienes la motivaron a formarse en la música y construir su tan anhelado sueño.

“Vengo de una familia muy humilde y trabajadora. Pero también somos muy soñadores. Creo que eso es lo más importante: no dejar nunca de creer que uno puede lograr lo que sea que se proponga, siempre y cuando trabaje por ello”, cerró la artista que en pocas semanas estrenará su primer disco.

Ficha técnica

Ciumeira
El videoclip de la versión de Ciumeira, de Ana Mía, fue llevado a cabo por la productora Néike.

El material fue grabado en una sola jornada podrá verse en la plataforma de YouTube ‘Néike Productora Audiovisual’ dentro de algunas semanas.   

Te puede interesar
Ultimas noticias