“Aquarium Montecarlo”, un proyecto que se hace realidad

Sábado 22 de octubre de 2005
Mediante un proyecto llevado adelante por Michael Pötschke, hace poco más de once años, esta localidad podrá contar con el “Aquarium  Montecarlo”, que prevé ser un espacio educativo sobre el origen de la tierra y la preservación del medio ambiente, como también un atractivo turístico más en Montecarlo.
El predio donde funcionará tiene una superficie aproximada de 1500 metros cuadrados donde se realizo el movimiento de cerca 300 metros cúbicos de suelo, alrededor de 200 toneladas de rocas y piedras, con un arroyo artificial de más de 100 metros de longitud, numerosos paneles explicativos, varios metros cúbicos mezcla de cemento modelados, más de 60 especies de árboles, infinita cantidad de plantas inferiores, enredaderas, lianas y una serie de peceras de distintos tamaños.
Integrarán el espacio natural un césped conservado, un arroyo que acompaña a las plantas para lograr reconstruir la selva misionera en miniatura, con todas sus interacciones y accidentes naturales. Este proyecto turístico-educativo-ecológico es único en toda la cuenca paranaense, está diseñado como un lugar de la conservación de las cualidades de vida biológica y paisajística.
El Aquarium hace hincapié en la educación ambiental, concientización y preservación, y además allí se podrá observar muestras de diferentes ambientes de la selva Paranaense y su prehistoria, se disfrutará de la belleza de árboles nativos y  también se buscará hacer comprender el funcionamiento del único recurso hídrico.
“El objetivo es armar un acuario y recuperar espacios donde el hombre ha destruido en nombre del progreso y considerar este espacio como un pulmón verde. Informar y formar para modificar la conducta de la comunidad, hacia el cuidado del medio ambiente”, explico Pötschke.

Un sueño de años
Pötschke lleva invertido en su proyecto mas de 70 mil pesos en la adecuación del predio, que se ubica a pocos metros de la rotonda de acceso a Montecarlo, con esa inversión logró traer piedras y construir algunos de los espacios que formaran parte del atractivo. Desde que su mentor llegó a Montecarlo tuvo la idea del aquarium, donde se mostraran además peces y vegetación autóctona.
A pulmón Pötschke, con su basta experiencia sobre temas relacionados con la naturaleza, con su esposa Mariana Keller fueron invirtiendo lo que le dejaba el trabajo como guardaparque, los entrenamientos de perros y uno que otro pequeño ingreso que tenían.
El lugar además contar con un pequeño espacio para pernoctar y de la venta de peces tropicales no de los nativos para poder solventara los gastos que producirá el funcionamiento del aquarium, también prevén construir una pajarera con aves autóctonas.


El circuito
Por medio de paneles se explicará el origen del universo, sistema solar y la tierra. El río Paraná tendrá una pequeña réplica dentro del Aquarium, con la isla Caraguatay en miniatura.
El visitante llegará al corazón de la selva misioneral:
pasando a través de una pared de piedra  se encontrará de repente trasladado al tiempo actual. En la choza (el quincho), se tomará un descanso antes de seguir la recorrida a través la jungla subtropical en miniatura.
Una serie de peceras acompañan el camino interpretativo.