No afloja

Sábado 12 de octubre de 2019
Abrazo de gol entre Nacho Fernández y Santos Borré, el autor del primero.
Anoche en Mendoza, el River de Marcelo Gallardo venció 2-0 a Almagro en el encuentro disputado por los cuartos de final de la Copa Argentina.
El Millonario quebró rápido el partido gracias a una buena jugada colectiva que casi se cierra con una magnífica definición de Ignacio Fernández.
Nicolás De La Cruz la cambió de izquierda a derecha, Exequiel Palacios la bajó de primera en la puerta del área y Nacho sacó un potente remate que entre el arquero Christian Limousin y el travesaño evitaron que terminara en gol. Sin embargo, el rebote lo capitalizó Rafael Santos Borré, que estaba expectante y atento en el punto de penal para enviar el balón al fondo de la red. A los 6 minutos, River ya ganaba 1-0.
Apenas un cuarto de hora más tarde, otra jugada asociada espectacular quebró la defensa de Almagro. De La Cruz jugó con Borré, quien pivoteó en la puerta del área, giró y tocó con delicadeza para habilitar a Ignacio Scocco. El delantero se tomó su tiempo y definió rasante de derecha, pero el balón impactó en el poste.
Si bien el predominio en la etapa inicial fue absoluto, los de la segunda división casi logran el empate: el Burrito Martínez habilitó de manera magnífica a Facundo Suárez a la espalda de Lucas Martínez Quarta, pero el tiro cruzado del atacante se topó con el pie de Franco Armani.
El complemento empezó de la misma manera. River movía la pelota con paciencia y buscaba espacios abriendo la cancha. Le costaba llegar con claridad pero recuperaba rápido, monopolizaba la tenencia y arriconaba cada vez más a Almagro contra su arco.
Fue así que, tras una gran pelota de Nacho Scocco, Borré se iba de cara al gol, pero Arrechea lo derribó y el árbitro Penel le sacó la roja. Todo se hacía más cuesta arriba para Almagro. Y todavía más cuando, a los 11’, los Nachos conectaron para estirar la diferencia: Fernández picó la pelota con maestría en la puerta del área, dejó parados a varios futbolistas del Tricolor y Scocco controló para, esta vez sí, anotarse en el marcador.
Pero más allá del resultado, los ojos de los hinchas millonarios estuvieron puestos en la vuelta del colombiano Juan Fernando Quintero tras más de medio año sin jugar, y del ídolo Leonardo Ponzio.
El ‘10’ se dio el gusto de rematar un tiro libre que casi termina en gol y que el arquero tricolor despejó con esfuerzo al córner.
Ahora los de Gallardo se enfrentarán en semifinales al ganador de Colón-Estudiantes (BA), pero antes deberán verse las caras con Arsenal por la 10ª fecha de la Superliga.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina