Murió el joven a quien arrojaron desde un auto tras una brutal golpiza en Brasil

Lunes 17 de febrero de 2020 | 00:00hs.
Gerónimo (20) fue descartado desde un auto brasileño.
Carlos Cardozo

Por Carlos Manuel Cardozo fojacero@elterritorio.com.ar

Gerónimo Ferreira Lima (20), el joven a quien golpearon salvajemente en Brasil y luego arrojaron desde un auto en la frontera con Bernardo de Irigoyen, falleció ayer por la mañana en el sector de terapia intensiva del Hospital Samic de Eldorado. La víctima estuvo poco más de cinco días internada, luego que la hallaran el último martes en horas de la noche.

La luctuosa novedad fue confirmada por El Territorio en base a fuentes policiales y allegados al fallecido. Una vez conocido el deceso, las autoridades del Juzgado de Instrucción Uno, que dirige el juez Roberto Saldaña, ordenaron que el cadáver sea trasladado a la morgue del Poder Judicial para la correspondiente autopsia. 
Los pesquisas tienen entre sus manos un caso complejo, ya que la brutal agresión que terminó en homicidio ocurrió en el extranjero y no hay muchos indicios ni sospechosos hasta el momento.

Cuando se conoció el hecho, desde la Unidad Regional XII pidieron colaboración en la investigación a las autoridades brasileñas, aunque hasta ayer no había novedades al respecto.

En el barrio Provincias Unidas, donde fue encontrado herido Ferreira Lima, no hay cámaras de seguridad, pero desde la familia dijeron que van a pedir que releven los circuitos cerrados que están en las construcciones brasileñas de Barracao.

Ayer la madre del joven hizo la denuncia formal en la comisaría de Bernardo de Irigoyen y relató que en el vecino país los efectivos de la Policía Militar y Civil se negaron a recepcionarle la presentación.

Lo que se pudo reconstruir en base al relevamiento de testimoniales es que la víctima fue descartada desde vehículo brasileño color blanco que también circulaba por el vecino país. En la zona no hay ningún tipo de división natural ni construcción entre los países más que un simple cordón.  

Las hipótesis y el hecho

Desde un principio, las líneas investigativas especulaban que lo encontraron en una vivienda en pleno robo y lo lincharon o que se trató de un ajuste de cuentas relacionado a alguna deuda o similar. En relación a la primera de las posibilidades, se dijo que el joven tenía varios antecedentes por delitos contra la propiedad. 
Como viene informado El Territorio, todo empezó a descubrirse en la noche del último martes, cerca de las 21.30. Un llamado al 101 alertó sobre la presencia del joven en el mencionado barrio, que queda en la frontera con Brasil. Estaba, según la comunicación, muy golpeado y ni bien intentaba ponerse en pie, se caía. 
Una patrulla de la comisaría local se dirigió al lugar y constató la situación. Las imágenes que se viralizaron rápidamente registraron la brutalidad con la que lo habían castigado, ya que presentaba la cara totalmente desfigurada por los golpes.

“Lo masacraron, no sabemos qué pasó, pero lo soltaron de un auto”, dijo entonces uno de sus allegados. 
Ante la situación, se llamó a la ambulancia local, que no estaba en la localidad en esos momentos. Por eso se hicieron presentes el médico y los enfermeros de guardia del hospital, quienes lo inmovilizaron debidamente y trasladaron al hospital local en el patrullero.

El galeno determinó que presentaba un traumatismo craneoencefálico grave y se dispuso su inmediato traslado a Eldorado, donde ayer murió. 
Varias fuentes consultadas oportunamente habían coincido que su estado era crítico, con riesgo de muerte.

Se lo mantenía sedado y,  si bien mostraba algunos reflejos en la tarde del sábado, la hinchazón de su cara no cedió y, en consecuencia, no se lo pudo someter a cirugía.

El traslado al Hospital Madariaga, de Posadas,, tal y como querían sus familiares, nunca fue una opción debido estado. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina