La corona espera por el nuevo rey

Domingo 14 de julio de 2019
Novak Djokovic y Roger Federer definirán hoy, desde las 10, quién será el campeón de Wimbledon. El N° 1 del mundo es el campeón defensor y va por su quinto título en el torneo británico tras levantar el trofeo en las ediciones de 2011, 2014, 2015 y 2018, mientras que el suizo es el máximo ganador en la historia del certamen con ocho conquistas: cinco entre 2003 y 2007, una en 2009, otra en 2012 y la última en 2017.
El serbio llega a un nueva final del Grand Slam de césped tras vencer al español Roberto Bautista Agut por 6-2 4-6 6-3 y 6-2 en las semifinales. En las rondas anteriores, superó a Philipp Kohlschreiber (6-3 7-5 6-3), Denis Kudla (6-3 6-2 6-2), Hubert Hurkacz (7-5 6-7 6-1 6-4), Ugo Humbert (6-3 6-2 6-3) y David Goffin (6-4 6-0 6-2)
“Es un sueño cumplido”, expresó Novak tras acceder una vez más al partido decisivo del torneo que lo medirá contra Federer, que viene de eliminar a Rafa Nadal por 7-6 1-6 6-3 y 6-4 en el clásico del tenis.
Su Majestad también había dejado afuera a Lloyd Harris (3-6 6-1 6-2 6-2), Jay Clarke (6-1 7-6 6-2), Lucas Pouille (7-5 6-2 7-6), Mateo Berretini (6-1 6-2 6-2), que hasta bromeó con cambiar de trabajo tras perder con Roger, y Kei Nishikori por 4-6 6-1 6-4 y  6-4.
En el historial la ventaja a favor es de Nole por 25 a 22. En Grand Slams, el historial también le favorece a Nole por 9 a 6, y 2 a 1 en Wimbledon con las victorias en las finales de 2014 y 2015. Por su parte, Federer se impuso en las semifinales del 2013. 
En el caso del serbio, de ganar significaría su noveno título en el All England Club, lo que le permitiría igualar a la checa nacionalizada estadounidense Martina Navratilova, y también le alcanzaría para recuperar desde el lunes el número dos del mundo, desplazando a Nadal. 

Federer contó una divertida anécdota

Federer desprendía felicidad tras su victoria ante Nadal en las semifinales de Wimbledon y así lo supieron ver sus hijos, a tenor de lo que cuenta el suizo en palabras recogidas por una periodista serbia. “Los niños me cantaron el cumpleaños feliz cuando terminó el partido. Sabían que había ganado y esa es probablemente la única canción de felicidad que conozcan”, aseveró entre risas el helvético. Habrá que ver si les dio el tiempo a aprenderse otra por si su padre levanta hoy el título.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina