Imputaron por homicidio al joven que confesó el ataque a Pereyra

Jueves 27 de febrero de 2020
La audiencia indagatoria se concretó ayer por la mañana en el Juzgado de Instrucción tres de Puerto Iguazú.
Agustín Mazo

Por Agustín Mazo fojacero@elterritorio.com.ar

A cuatro días de conocerse el homicidio de Francisco Pereyra (44), quien fue encontrado por la Policía el domingo a la tarde con un disparo de arma de fuego en la cabeza en el corredor de su vivienda de Comandante Andresito, ayer -por disposición de la Justicia de Puerto Iguazú- se concretó la audiencia indagatoria al único sospechoso que tiene la investigación: Eliseo Jeferson P. (23). 
De acuerdo a lo manifestado por voceros judiciales consultados por este matutino, delante del juez el acusado optó por guardar silencio y no dar explicaciones sobre la grave acusación en su contra.
Cabe recordar que al momento de entregarse ante las autoridades de la Unidad Regional V el sujeto había narrado que él fue quien baleó a Pereyra a raíz de una vieja disputa que mantenían, pero en instancia judicial decidió no declarar. 
A partir de esto, el magistrado Martín  Brites, titular del Juzgado de Instrucción Tres de Puerto Iguazú, imputó de forma preliminar al acusado por el delito de homicidio simple. 
Las fuentes consultadas agregaron que hasta ayer por la tarde no habían sido remitidos al juzgado los resultados, ni los informes preliminares de la autopsia practicada al cuerpo de la víctima en la Morgue Judicial en Eldorado. 
A pesar de ello, se cree que la causal de muerte fue el impacto de bala que presentaba el hombre en la cabeza. 
Más allá de esto, se dispuso que se tomen varias testimoniales con vecinos y allegados a la víctima con el fin de reconstruir la relación que tenían la víctima y su presunto victimario. 
Además, integrantes de la división Criminalística de la UR V tomaron muestras al joven implicado para establecer si en sus manos se encontraban restos de pólvora. 
Por otra parte, los pesquisas añadieron que el arma utilizada en el hecho fue incautada por los investigadores a las pocas horas de conocerse el homicidio. Se trata de una escopeta calibre 22 con cuerpo y culata de madera. 
Otro punto que remarcaron las fuentes señala que al momento de entregarse voluntariamente ante la Policía el detenido entregó una motocicleta que había robado de la casa de Pereyra. 

Muerto en el corredor
La víctima, quien era conocido en el pueblo con el apodo de Kiko, fue encontrado por integrantes de una comisión del Comando Radioeléctrico de Andresito el domingo cerca de las 19.15 en su vivienda del paraje María Soledad.
El hombre yacía sin vida, sentado en una silla, a un costado del corredor de su propiedad. 
De acuerdo a los datos aportados por vecinos de la zona que escucharon un fuerte estruendo que venía de la propiedad de la víctima, se supo que Pereyra fue sorprendido mientras descansaba en su hogar. 
Fue a partir de esto que los pesquisas comenzaron a manejar la identidad de Eliseo como posible sospechoso en el caso, aunque a las pocas horas fue este último quien confirmó las sospechas al entregarse a la Policía. 
Durante el relato que brindó el sospechoso a las autoridades policiales, confesó que ese domingo se dirigió hasta la propiedad de Kiko, ya que debían resolver un problema que mantenía con el dueño de casa desde hacía varios meses. 
Y, si bien manifestó que fue él quien disparó con una escopeta contra Pereyra, aclaró que nunca pensó que el disparo había terminado con la vida de su contrincante. 
El implicado por el momento permanecerá alojado en la comisaría de Comandante Andresito, a la espera que la Justicia resuelva su situación procesal. Aunque distintos elementos que se recolectaron hasta el momento complican seriamente su futuro. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina