Fuerte protesta para que en todo el país se declare la emergencia alimentaria

Miércoles 11 de septiembre de 2019
Trabajadores estatales y distintas organizaciones sindicales llevaron a cabo ayer en todo el país una jornada de protesta nacional contra el gobierno de Mauricio Macri ante la recesión económica que atraviesa el país. 
Entre los principales reclamos de las centrales obreras se encuentran la recuperación de los salarios, junto a la apertura de nuevas paritarias; la reincorporación de empleados estatales despedidos y, además, que se declare la emergencia alimentaria nacional, medida que también fue presentada el lunes en el Congreso por diputados de la oposición.
Las movilizaciones, que se replicaron en Misiones, tuvieron lugar en Buenos Aires. En esta ciudad, las columnas gremiales marcharon desde temprano hacia la Plaza de Mayo para situarse frente a la sede presidencial de la Casa Rosada.
Entre las organizaciones convocantes que lideraron la  jornada de protesta se encontraban la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), la Central de Trabajadores de Argentina-Autónoma (CTA-A), aeronáuticos de la Administración Nacional de Aviación Civil y la Federación Nacional de Docentes, Investigadores y Creadores Universitarios (Conadu-Histórica) (ver Paro universitario...)

Para sortear la crisis
Esta protesta se produce en un marco de fuerte presión de las organizaciones sociales para que el gobierno tome medidas que les permitan a los sectores vulnerables sortear la crisis económica con un poco de ayuda.
En ese contexto, el jefe de ATE y adjunto de la CTA-A, Hugo Godoy, confirmó que entre los reclamos está “el escaso incremento otorgado de forma unilateral por el gobierno en el último encuentro del Consejo del Salario Mínimo, Vital y Móvil”.
Godoy exigió también paritarias provinciales y que los trabajadores de los distritos y comunas accedan al salario mínimo, porque perciben ingresos menores a 12.000 pesos. 
“La situación de catástrofe social es consecuencia de las actuales políticas, que tuvieron como principal blanco a los estatales, reduciendo salarios y generalizando la precariedad laboral. Sólo en Buenos Aires hay hoy 3.000 empleados en esa situación”, cerró el dirigente.
Godoy advirtió que “la política económica del gobierno generó una catástrofe social y tomó a los trabajadores estatales como blanco principal”. 
Puntualizó, en ese marco, en “los retrasos en la situación salarial y los despidos”. 
“Hemos reclamado diversas cuestiones a los largo de este tiempo y no han sido resueltas”, apuntó.
La oposición también impulsa desde el Congreso un proyecto para declarar por ley la emergencia alimentaria. 
La ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, recibió a la CGT y acordó con los sindicatos la puesta en marcha de una tarjeta alimentaria. 
En tanto, el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, anunció que se está estudiando la implementación de un bono para el sector privado (ver Un bono...).

Reclamos en Posadas
En Posadas, al igual que en todo el país, se concretó ayer una marcha por la sanción urgente de la ley de emergencia alimentaria, aumento de salarios, nuevos puestos de trabajo, aumento del presupuesto para comedores y merenderos, participación del Consejo del Salario y el mismo bono que se le otorgó al sector formal.
La movilización se concretó hasta la gerencia de Empleo del Ministerio de Trabajo de la Nación y el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.
“Hemos salido en unidad distintas cooperativas de la economía popular y movimientos sociales de la provincia”, consignaron  desde la CTD Aníbal Verón, que marcharon junto a las cooperativas Forjando Futuro, Soberanía y el Movimiento 13 de Diciembre. 

Proyecto en la Legislatura

En Misiones, el presidente del bloque de diputados del Partido Agrario y Social, Martín Sereno, presentó un proyecto de ley junto a sus pares, solicitando la emergencia social alimentaria en todo el territorio provincial por el término de 24 meses.El objetivo es establecer políticas y estrategias para garantizar de manera permanente y prioritaria el derecho a la seguridad alimentaria y nutricional de la población, para posibilitar una vida sana en cumplimiento con lo establecido por la Constitución Provincial, Nacional y los tratados internacionales asumidos por la Argentina."Nos parece importante que si todos coincidimos en que hay hambre, que aumentó la pobreza, que hay desempleo, que el recorte y el ajuste son salvajes, tendríamos que dar alguna respuesta a nuestro pueblo", dijo Sereno.

Paro universitario y preuniversitario

El paro nacional de 24 horas de la docencia universitaria y preuniversitaria también se cumplió en coincidencia con la jornada nacional de lucha convocada por la CTA Autónoma. 
La medida de fuerza alcanzó un alto acatamiento en las universidades nacionales, colegios preuniversitarios e institutos de todo el país. Asimismo, se realizaron actos y movilizaciones en todo el país. 
Salieron a reclamar  la reapertura de paritarias, reincorporación de los despedidos, salario superior a la canasta básica y medidas de urgencia para enfrentar el hambre.
En Capital Federal marcharon desde avenida 9 de Julio hacia Plaza de Mayo, donde se realizó el acto central. 
Claudia Baigorria, secretaria adjunta de Conadu Histórica, fue una de las oradoras: “Hoy los docentes universitarios y preuniversitarios estamos de paro. Venimos dando continuidad al plan de lucha frente a un gobierno insensible que no da respuestas a ninguno de los sectores que estamos padeciendo su nefasta política con una devaluación que hizo volar por los aires el acuerdo salarial que firmamos en el mes de mayo. Un política que también ha hecho que el sistema universitario nacional y sus obras sociales universitarias hayan colapsado”. 

Contra la deuda
Baigorria agregó que este gobierno ha  contraído la deuda  “más aberrante y obscena” que hemos conocido en la historia de nuestro país, a la vez que reiteró la solidaridad con los trabajadores estatales y docentes de Chubut. 
Finalmente, la secretaria adjunta de Conadu Histórica, recordó frente a los miles presentes en Plaza de Mayo, el pliego de exigencias de las y los docentes de las universidades nacionales hacia el gobierno nacional: inmediato pago del bono de 5.000 pesos, adelantamiento a agosto de la cuota del 8 por ciento de incremento salarial pautada para el mes de septiembre, refuerzo de emergencia para las obras sociales universitarias y aumento presupuestario para el conjunto de las universidades nacionales y el sistema científico y tecnológico.
La medida de fuerza se realiza en coincidencia con la jornada nacional de lucha convocada por la CTA Autónoma, con paros de los gremios de ATE,  judiciales, entre otros gremios del país. 

Un bono que ya genera discusión

El ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, confirmó ayer que el gobierno está cerca de concretar un acuerdo con gremialistas y empresarios para habilitar un bono para los trabajadores del sector privado. "En principio tomamos de referencia el bono de 5.000 pesos que se les dio a los empleados estatales. Empezamos a conversar para establecer algún tipo de compensación como se hizo en la parte estatal". Según Sica, "quedamos en mirar el índice de inflación que sale este jueves (por mañana) y ahí juntarnos para ver la metodología para implementar el bono para el sector privado". Conocida tal posibilidad, ya hubo repercusiones en Misiones. El presidente de la Asociación Madera y Afines del Alto Paraná (Amayadap), Román Queiroz, se mostró muy preocupado sobre la medida que analiza el gobierno nacional. “Porque si ese bono alcanza a las industrias -donde se requiere mucho personal para producir- va a ser un efecto muy duro. Me parece que el gobierno está tirando la pelota a los privados en vez de resolver los problemas”. Añadió que si bien no están de acuerdo, “porque será inviable para muchas industrias, tendremos que acatar”.Martín Oria, de la Confederación Económica de Misiones, dijo: “La mayor crítica que hago -como al bono pasado-, es que de nuevo no se corta federalmente. No es lo mismo un sueldo de un misionero de 20.000 pesos, que darle 5.000 pesos que representa un 25 por ciento, que darle a uno del sur de la zona petrolera, para quien cobra más del 80 por ciento y le puede significar alrededor de un 5 por ciento. Es importante pero no parejo para todos, hay rubros que no van a poder pagar”.

Dass Eldorado cierra un sector y hay temor por más despidos

Los empleados están preocupados que se produzcan nuevos despidos ante el achicamiento de la empresa.
La empresa Dass Eldorado sigue con un plan de achique de la planta, tras aquel despido masivo ocurrido en junio de este año. Ahora dejaría de fabricar suelas, que serían importadas desde Brasil, para ensamblar y con ello producir las zapatillas. 
El proceso de producción de suelas ocupa al menos 50 puestos de trabajo que ahora podrían estar en riesgo, según temen los propios empleados de Eldorado. 
“Teníamos la esperanza de que se reactivara ese sector”, dijo ayer a El Territorio Gustavo Melgarejo, delegado de Dass.
Planteó que dejar de producirse suelas significará “la aniquilación de ese sector”. 
Algunos empleados comenzaron a ver cómo empezaban a empacarse algunas máquinas y generó seria angustia y preocupación ante un eventual despido de personal. Si bien esto aún no se oficializó, podría ocurrir ante este achicamiento. 
Hace tres meses, el Ministerio de Producción y Trabajo, a partir de una denuncia presentada por el Sindicato del Calzado (Uticra), decretó la conciliación obligatoria en el conflicto laboral desatado a partir de los despidos que las empresas Dass Eldorado y Dass Argentina -subsidiarias de la multinacional Nike-, vienen realizando en el municipio de Eldorado. 
Entonces se cuestionó los 130 despidos sin que haya informado la empresa de tal medida. También se conoce de despidos constantes, aunque no de manera masiva como temen los empleados que vuelva a ocurrir ahora.
En la víspera, entre los empleados de Dass había seria preocupación por máquinas que estaban siendo embaladas, para ser trasladadas a Buenos Aires y Brasil.
Inquietud de empleados
“Tememos por un posible vaciamiento de la empresa y posible cierre en el mes de noviembre”, dijeron los empleados. 
“Acá todo se filtra, se sabe, los delegados de reunieron el día lunes con los dirigentes de Dass, nos enteramos que estos días habrían entre 100 a 200 despidos, estamos complicados realmente”, comentaron.
En tanto que desde la parte sindical El Territorio habló con otro de los delegados, Darío Vera, quien afirmó: “No tenemos nada oficial aún, al igual que todos nos enteramos en el momento el tema de los despidos, las máquinas que se están llevando son máquinas que están en desuso, la situación está complicada pero aún no sabemos nada oficial”, insistió el delegado gremial a este matutino.

Sin expectativas de contratar más empleados

El 82 por ciento de las empresas no planea nuevas contrataciones de personal durante los últimos tres meses del año. 
Según un relevamiento privado realizado por la consultora Manpower, las expectativas netas de empleo para la última parte del año alcanzaron un número mejor que el trimestre anterior, pero sin evaluar aún el impacto de los resultados de las elecciones primarias de agosto (Paso).
A través de una encuesta realizada entre más de 800 empleadores, la consultora midió la expectativa neta de empleo (ENE), que se obtiene al tomar el porcentaje de empleadores que espera aumentar sus dotaciones y restarle el porcentaje que espera una disminución durante el próximo trimestre. 
El resultado para los últimos tres meses del año fue una expectativa de 3 por ciento, una mejora de dos puntos porcentuales con respecto al mes anterior y de un punto en la comparación interanual. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina