Flores de la pasión

Domingo 12 de agosto de 2018
Silvia Godoy

Por Silvia Godoy sociedad@elterritorio.com.ar

Las orquídeas, coloridas y complejas, son desde tiempos inmemoriales motivo de suspiros alrededor del mundo. Misiones le dedica una  fiesta nacional que se realiza en Montecarlo y, cada año, convoca a miles de amantes de la naturaleza y de estas plantas de la familia monocotiledóneas.
Y la tradicional cita en el parque Vortisch es sólo una muestra de la pasión en la tierra colorada por las orquídeas, que también se evidencia en numerosos grupos dedicados a su conservación y estudio.
En la ciudad capital, la Asociación Posadeña de Orquideófilos (APO) avanza en el conocimiento de las especies nativas y exóticas. A la vez, promueve su cultivo con cursos de capacitación y exposiciones.
Hasta hoy tiene lugar la vigésima edición de la Expo Orquídeas en la Sociedad Italiana, de 9 a 12 y de 16 a 20 con entrada gratuita.
“Quienes nos visiten van a poder observar y consultar sobre el más variado catálogo de especies y en los stand se cuentan casi 1.000 plantas”, relató a El Territorio Nati Alegre, orquideófila hace más de 20 años e integrante de APO.
El grupo posadeño tiene unos 40 socios activos que cuentan con apoyo de docentes de la Universidad Nacional de Misiones para avanzar en el conocimiento científico de las especies y orientación para el cuidado y reproducción.
“Quien cultiva orquídeas, cultiva además un montón de otras cosas, estoy segura que las orquídeas con su belleza y con el amor que demanda su cuidado nos hacen mejores personas, más pacientes, más reflexivos, son una muestra excelente de cómo una acción de cuidado y cariño es recompensada, en este caso cuando florecen majestuosas”, dijo por su parte Adela Ricci, socia fundadora de la comunidad orquideófila.
Indicó que, si bien coleccionar las plantas es en la actualidad una moda, “muchos de los que conformamos el grupo en Posadas y también quizás gente que cultiva en su casa y no está en la asociación, lleva años cultivando orquídeas, observándolas, anotando todo lo que sucede, el proceso de cultivo, de que prenda la planta, de que crezca y sus raíces se hagan fuertes hasta que florece, viendo en prueba y error cuáles son los nutrientes que mejor le hacen, es un aprendizaje constante”.
Para Ricci, la actual ‘locura’ por las orquídeas es algo positivo: “Mientras más personas aprecien estas flores y las cuiden estamos cumpliendo la misión de preservarlas para futuras generaciones, y cuando hay moda también es más fácil de conseguir en el mercado todo lo que se requiere para un mejor cultivo y eso también ayuda a que más gente se sume”.
Coinciden en APO en que el pasatiempo comienza con una planta.
Así describió Alegre su experiencia: “Empezás con una plantita, buscás información para tenerla bien y después querés otras y querés saber más, así conocés gente, intercambiás información. Entre los orquideófilos hay mucha generosidad para compartir el conocimiento y las mudas de plantas, es una comunidad que además del amor por las flores consolida valores de amistad, de estar en movimiento, de aprender y aprender”.
En la provincia crecen de manera silvestre casi 200 especies de orquídeas conocidas, que son llamadas nativas, hay otras que se obtienen por hibridación artificial en viveros y están las exóticas que no son endémicas sino que vienen de otros lugares y son más costosas.  
Algunas de las enseñanzas que dejó el grupo de orquideófilos son:  las orquídeas son bastante sencillas de cultivar pero con cuidados básicos que dependen de cada planta. Hay especies de tierra, otras que son aéreas, algunas son de selva y requieren mucha humedad y un microclima especial, otras necesitan más sol y pueden adaptarse bien a un jardín, balcón, interior o vivero.
Si bien un orquideófilo persigue una colección amplia, también el tipo de plantas a su cuidado tendrá relación con los motivos y gustos personales.
Ejemplificó Ricci: “Cultivar orquídeas puede ser un pasatiempo que permite desestresarse y vaciar la mente de pensamientos, es una terapia también que ayuda mucho a afrontar situaciones difíciles. Se vuelve una pasión y un universo cuando estás en el vivero y no hay otra cosa más que la tarea de limpiar la planta y alimentarla”. Añadió: “A las personas que se sienten solas o que quieren emprender algo nuevo les esperamos en las reuniones de la asociación”.  
Perfectamente, el cultivo de orquídeas puede convertirse en un emprendimiento económico, en ocasiones por el crecimiento de las colecciones y la cantidad de nuevas plantas, brotes, que se obtiene se pueden vender y cambiar.  Reflexionó Alegre que “una orquídea te lleva a conocer gente y a descubrir  un mundo nuevo, es una puerta abierta a disfrutar de la vida”.


Para agendar

La Expo Orquídeas
Empezó el viernes y cierra hoy de 9 a 12 y de 16 a 20 en la Sociedad Italiana, en Santa Fe 2470 casi avenida Corrientes. La entrada es gratuita.
La AP0 se reúne los segundos sábados de cada mes en el Club de Abuelos de López y Planes y Padre Serrano.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina