“Estamos extremando las medidas de higiene en los móviles”

Miércoles 29 de abril de 2020 | 08:30hs.
Si bien el aislamiento social preventivo no terminó, hay actividades que ya comenzaron a funcionar normalmente. Algunas personas ya pueden acercarse a realizar su consulta en el médico, otras necesitan pagar las cuentas y otras ya deben presentarse en su trabajo.

Para quienes no tienen un vehículo en casa y no desean viajar en colectivo urbano, el servicio de remises estuvo activo durante toda la cuarentena y siguen trabajando normalmente, pero con una reducción importante de vehículos, debido a que muchos de los conductores están en edad de riesgo (a partir de los 60 años) y decidieron quedarse en casa para no exponerse al virus que ya se cobró una vida en Misiones.

“Estamos trabajando normalmente pero con una reducción de móviles, porque tenemos mucha gente que es mayor de 60 años y otros jóvenes se adhirieron a la cuarentena desde que comenzó el aislamiento. Estamos trabajando más o menos con el 30 por ciento de los móviles, no estamos al cien por cien”, expresó el responsable de remises Avenida, Jorge Aguirre.

Las empresas de remises notan el cambio ocurrido en la ciudad desde el inicio de la cuarentena, no sólo por la reducción de móviles, sino también por la soledad que invade las calles posadeñas.

“El movimiento es mucho menor, disminuyó bastante porque no hay escolares, no hay administración pública, no hay poder judicial que mueven la ciudad y por eso hay menos movimiento”, indicó Aguirre. 

Los misioneros tomaron conciencia de los cuidados que deben tener ante la presencia en la provincia del coronavirus y por eso decidieron salir lo mínimo indispensable y hasta son los mismos pasajeros quienes, a la hora de pedir un remis, exigen que el auto esté equipado con una lámina de plástico que separa la parte delantera (donde está el chofer) de la parte trasera (donde se ubica el pasajero) para evitar la propagación de cualquier virus que pueda circular en el aire.

En este sentido, Aguirre contó cómo están trabajando para cuidar al pasajero y también para cuidarse entre los trabajadores, que día a día están en contacto con ciertos de personas que transportan a diferentes puntos de la ciudad.

“Estamos extremando las medidas de higiene en los móviles y respetando todas las disposiciones sanitarias. Nosotros les damos a nuestros móviles botellas de sanitizantes y el spray de alcohol en gel, guantes y barbijos. Además agregamos una película de plástico divisoria de 200 micrones, que es como una cortina entre la parte delantera y la parte trasera. A cada momento se trata de rociar el plástico y limpiar el picaporte del auto en el lado externo e interno y los asientos, es decir, toda la parte que pueda ser infectada, el chofer tiene la obligación de pasarle el sanitizante o el alcohol en spray y limpiarlo”.

“Nosotros le pedimos por favor a la gente que traiga barbijo para subir al auto, ese es un requisito que pedimos desde la empresa, pero también la gente nos pide cuando nos llama que el vehículo tenga el separador de plástico y que esté bien limpio”.

Para evitar que sus clientes salgan de casa, muchos choferes comenzaron a hacer el servicio de delivery, trasladando pedidos en sus móviles. “Algunos choferes están predispuestos a este tipo de servicio para que la gente no esté haciendo largas filas ni tenga que salir de sus casas”, expresó Aguirre.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina