En caída, la industria padeció el peor febrero de los últimos 17 años

Jueves 11 de abril de 2019 | 01:00hs.
El sector textil y de calzados viene mostrando uno de los registros más bajos de actividad en la industria nacional.
El sector manufacturero continúa mostrando sus peores cifras desde 2002, en medio de la recesión que sufre la actividad económica.
Así, la utilización de la capacidad instalada de la industria registró en febrero pasado el menor porcentaje para ese mes en los últimos 17 años, al ubicarse en el 58,5 por ciento, informó ayer el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec).
Este nivel bajó desde el 64,4% de igual mes del año pasado, pero subió con relación al 56,2% registrado en enero. La caída interanual en la utilización de la capacidad instalada, pero con suba respecto al mes anterior, se correspondió con lo que ocurrió en la producción industrial, que en febrero cayó 8,5% respecto a igual mes del año pasado, pero subió 2,4% respecto al anterior.
 Los bloques sectoriales que se ubicaron por debajo del nivel general de la industria son: productos alimenticios y bebidas, 57,6%; edición e impresión, 52,1%; productos de caucho y plástico, 50,8%; textiles, 43,2%; automotriz, 42,1%; y metalmecánica -excepto automotores- 42%.
Sobre la fabricación de autos, el Indec destaca que el nivel de uso de 42,1% está “vinculado a la menor cantidad de unidades fabricadas por las terminales automotrices, como consecuencia fundamentalmente de la caída de las ventas en el mercado local”.
Mientras, los bloques sectoriales que en febrero presentaron niveles de utilización de la capacidad instalada superiores al nivel general fueron: productos del tabaco, 72,9%; refinación del petróleo, 71,7%; papel y cartón, 71,7%; sustancias y productos químicos, 69,4%; metálicas básicas, 68,7%; productos minerales no metálicos, 67,5%.

Miradas contrapuestas
El secretario de Política Económica, Miguel Braun, afirmó ayer: “Estamos empezando a salir de la recesión y este año veremos algo de recuperación; además, hemos mejorado sustancialmente la posición de la política macroeconómica” del país.
“Vamos a seguir corrigiendo errores y desequilibrios de tantas décadas ya que no alcanzan tres años para hacerlo”, señaló Braun.
En contraposición, el vicepresidente tercero de la UIA, Guillermo Moretti, declaró que “la situación de la industria es muy mala”, e hizo hincapié en la caída que viene sufriendo desde mayo del año pasado y cómo se fue acelerando en los últimos meses.
En declaraciones a AM530 Somos Radio, Moretti consideró que “en los últimos tres años se perdieron aproximadamente 200.000 puestos de trabajos registrados”.

En lácteos, crece la concentración del negocio

Cómo muestra de la importante merma en el procesamiento de productos, este año la industria láctea se destaca como ejemplo. Sobre la base de datos oficiales, en 2018 cerraron más de 700 tambos, de los cuales un 30% pasó a manos de establecimientos más grandes, pero el resto de las vacas lecheras fueron a parar a la faena. De esta forma se empezó a concentrar el negocio, según puntualiza el sitio BAE. Una medida impulsada -quizás sin querer- por el mismo Gobierno. Con este contexto se entiende el faltante de leche, que ya el año pasado fue de 9.500 millones de litros frente a los 12.150 millones de 2017, lo que significó una pérdida del 22%. La capacidad ociosa de la industria llega al 50%, situación preocupante que eleva los costos fijos.


El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina