El Refugio pide donaciones para proteger a sus animales del frío - El Territorio Misiones

El Refugio pide donaciones para proteger a sus animales del frío

Domingo 28 de junio de 2020 | 01:00hs.
En casi 20 años, El Refugio dio a más de 8.000 perros en adopción. | Foto: Natalia Guerrero
Victoria Bergunker

Por Victoria Bergunkerinterior@elterritorio.com.ar

Etelvina Sorghe tiene 64 años, 260 perros y un compromiso que se afianza a lo largo de los años: darlo todo por ellos. El ciclo consiste en rescatar a los enfermos, curarlos, esterilizarlos y darlos en adopción. Pero la realidad es que no siempre las cosas suceden como uno las espera, sobre todo teniendo en cuenta que pocos quieren adoptar perros adultos.
La tarea que realiza junto a su familia no es fácil, pero la llevan adelante a pura garra y corazón, donde el único objetivo es garantizar que los perros desprotegidos y vulnerables cuenten con lo básico: agua, comida y amor, y en el mejor de los casos, encontrarles una familia que les brinde todo su cariño.
La cuarentena por la pandemia de coronavirus complicó aún más el panorama, sobre todo las primeras semanas, teniendo en cuenta que se suspendieron los voluntariados y gran parte de la ayuda que recibían quedó en pausa debido a que no podían trasladarse ni las personas podían acercarse al lugar.
Por eso y sumado a la llegada del frío, lanzaron la campaña “Por una cucha calentita”, que consiste en donar frazadas, colchones, cartones grandes, abrigos y diarios, para que puedan pasar el invierno de la mejor manera posible.
Además, los 260 perros consumen 90 kilos de alimento por día. Para colaborar con El Refugio se pueden hacer muchas cosas: adoptar, brindar tránsito, apadrinar, ser voluntario, donar e incluso compartir información en las redes sociales.
Etelvina Sorghe. Responsable de El Refugio

Uno se apega mucho, pero nuestro ciclo termina cuando logramos darle una familia y una casa" Etelvina Sorghe Responsable de El Refugio

El Territorio se acercó hasta el lugar y dialogó con Etelvina: “También se puede colaborar con una cuota societaria de 300 pesos mínimo, nos llaman, le hacemos un ficha y ya lo hacemos a través de mercadopago”. Según detalló, el alimento lo reciben con ayuda de la veterinaria Animal World, que ofrece bolsas de alimentos a precio de costo para quienes quieran colaborar con este espacio.
En tanto, los miembros de la tienda de animales Pet Mall -ubicada sobre las calles 25 de Mayo y Entre Ríos- impulsaron una campaña solidaria, destinada a recolectar donaciones de alimento balanceado para llevarlas a El Refugio y demás asociaciones que se dedican al rescate animal.
Los interesados se pueden acercar a Monseñor de Andrea 6728, o comunicarse al teléfono de Etelvina: 376-4664629. Para adopciones, es necesario llevar una boleta de servicio donde conste el domicilio y una fotocopia del DNI.

Más de 8.000 adopciones
El año próximo, El Refugio de Animales que fundó Etelvina cumplirá sus primeros 20 años. A lo largo de todo este tiempo, llevan más de 8.000 perros dados en adopción responsable. En diálogo con este matutino, la mujer contó cómo fueron los inicios.
“Yo me fui a vivir a los dúplex de la avenida Tambor de Tacuarí, fui la primera. En el frente no había casas ni construcciones, era todo monte hasta el río. Como era una zona donde ya terminaba la ciudad, la gente llevaba a tirar sus animales, perras con cría, los chicos iban a jugar y se encontraban con esas cosas”, comenzó relatando.
Y continuó: “Como yo tengo cinco hijos que siempre jugaban ahí ellos los traían, así empezamos. Llegué a tener ocho perros en esa casa que era chica, los curaba y los daba en adopción. Cuando me fui a vivir allá al primer refugio, que un amigo de mi marido nos había prestado el terreno, ahí ya tenía 40 perros”.
Ahora hace cinco años que el espacio se encuentra en la avenida Monseñor de Andrea, a donde debieron mudarse luego de que una inundación arruinara el predio anterior. “La última inundación que tuvimos allá nos devastó, teníamos un chico que era voluntario, Franco Molina, la familia de él tiene este predio y nos dio dos hectáreas, nos prestaron en comodato por 20 años. Y aparte esa vez nos prestó galpones para sacar los perros de la inundación, camiones, nos ayudaron un montón”.
Etelvina le hace frente a todo cueste lo que cueste. Si bien ahora este lugar es también es su hogar, en su momento debía trasladarse todos los días para cuidar a los animales. En varias ocasiones se encontró con robos, por lo que pasó más de una noche durmiendo en los caniles junto a los perros para cuidarlos.
“Antes cuando entregaba un animal lloraba, uno se apega mucho, pero nuestro ciclo termina cuando logramos darle una familia y una casa, es la satisfacción de saber que está bien”, dijo.
En este sentido, lamentó que “en invierno los perros viejos sufren bastante porque uno los mira y trata de que ellos estén bien pero no es lo mismo que una casa donde hay un solo animal, acá hay muchos perros adulto, son los que más tenemos”.
Si bien confesó estar cansada por la energía que demanda el trabajo, Etelvina ya está pensando en nuevas metas: “Quiero poner acá un colectivo viejo, refaccionarlo y convertirlo en un cine, así cuando vienen los chicos de las escuelas les pasamos videos hechos por nosotros y les explicamos el proceso de lo que hacemos y todo lo que tiene que ver con el cuidado animal”.
La cuarentena puso en pausa muchas cosas, pero no el amor que siente por los perros, por eso anhela que todo vuelva a la normalidad para seguir creciendo y ayudando a los que no tienen voz.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina