El gobierno envía al Congreso un proyecto para reestructurar la deuda externa

Miércoles 22 de enero de 2020 | 04:00hs.
El ministro de Economía, Martín Guzmán, brindó una ronda de prensa para aclarar las dudas sobre el proyecto de ley.
El ministro de Economía, Martín Guzmán, anunció ayer que el gobierno nacional envió al Congreso un proyecto de ley “para la restauración de la sostenibilidad de la deuda pública externa”.
En conferencia de prensa desde el Palacio de Hacienda, Guzmán aseguró: “Hoy nos toca restaurar la sostenibilidad de la deuda. La voluntad de pago está, pero para eso hay que generar capacidad de pago, y para eso hay que crecer. No queremos hacer promesas que no se puedan cumplir”.
El titular de la cartera económica fue muy crítico de la situación y de las medidas tomadas por el anterior gobierno, durante la gestión de Mauricio Macri. 
“La situación del país es crítica, lo que se ha hecho con la deuda es un desastre”, manifestó. 
Seguidamente agregó: “En tan sólo dos años el país rifó el acceso al mercado de créditos internacionales. Aumentó brutalmente el endeudamiento y no generó un aumento de su capacidad productiva para hacer frente a los compromisos”.
Respecto del proyecto en cuestión, argumentó, entre otras cosas, que “nos dará condiciones para poder estructurar y ejecutar las operaciones necesarias para lograr el objetivo de restaurar la sostenibilidad de la deuda pública”.
Los detalles del proyecto de ley se conocerían en el transcurso del debate en el Congreso Nacional.
Durante la rueda de preguntas, Guzmán también aclaró que el proyecto se inscribe dentro “de la ley de administración financiera que pide que el país mejore al menos dos de las siguientes tres condiciones: plazos, tasas de interés y monto del capital”.

A los bonos
Tras el anuncio de Guzmán, los bonos en dólares comenzaron a retroceder hasta un 2 por ciento, mientras que los títulos en pesos -sobre todo los de plazos cortos- treparon hasta cerca de 5 por ciento.
Según consignó Ámbito.com, “el mercado reacciona con dos tendencia bien definidas: con respecto a los bonos en dólares, especialmente los bajo ley Nueva York, caen producto de que esta nueva ley implique un cambio de condiciones de intereses, plazos y/o quita de capital”, de acuerdo a lo destacado por Nery Persichini, jefe de Estrategia de GMA Capital.
 “Por el contrario, en el caso de los bonos en pesos, porque Guzmán dejó en claro que la estrategia será continuar con el ‘roll over’ de las últimas semanas, y esto aumenta las probabilidades de pago”, agregó el economista.
En este sentido, Guzmán insistió en el pedido de voluntad a los bonistas para reestructurar ordenadamente la deuda pública, bajo un “programa macroeconómico integral”.
De esta manera, el gobierno del presidente Alberto Fernández busca reestructurar pasivos por unos 100.000 millones de dólares, más de la mitad con acreedores privados, como requisito previo para reactivar la economía del país, que entró en su tercer año de recesión con una inflación superior al 50 por ciento.

Con el FMI
El ministro de Economía también fue muy duro con el programa conjunto con el Fondo Monetario Internacional (FMI) al indicar que “se alcanzó el préstamo más grande en la historia del FMI y esos fondos no fueron utilizados para nada que tuviera que ver con aumentar la capacidad productiva del país, sino para financiar deuda y permitir la fuga de capitales”.
“Hoy tenemos una carga de deuda que es insostenible, que hipoteca el futuro, ha aumentado la pobreza, la indigencia, el desempleo, la actividad ha venido en caída libre”, añadió el titular económico.
Admitió que están en conversaciones con el organismo multilateral y que éstas son “constructivas”, pero evitó dar precisiones, aunque dio señales respecto de cómo se está negociando con el Fondo.
“En este momento la relación con el FMI es diferente a lo que ha ocurrido en otras instancias en la historia argentina. Nosotros estamos en control, este es un programa económico diseñado por nosotros y ejecutado por nosotros y no vamos a permitir ninguna condicionalidad”, puntualizó. 
El ministro de Economía calificó al programa económico anterior como “un estrepitoso fracaso y los resultados están a la vista”.
“Aumentó muchísimo el endeudamiento y no aumentó en absoluto la capacidad productiva, generó una caída que afectó fuertemente la demanda, que afectó fuertemente al mercado interno, y un aumento brutal de la tasa de interés que estamos día a día revirtiendo, que generó un costo de crédito altísimo y destrucción de empresas”, detalló.
“Está claro que eso no va y que lo nuestro es distinto. Y lo nuestro es nuestro, lo nuestro lo diseñamos nosotros, está claro que lo que hagamos lo hacemos porque nosotros queremos hacerlo”, enfatizó el ministro. 
El funcionario reconoció la pesada carga de vencimientos que tiene Argentina con el Fondo y admitió que están conversando con el organismo “para reperfilar los pagos” de obligaciones que deben enfrentarse entre 2021 y 2022. 
También dejó en claro que el Banco Central trabaja coordinadamente con Economía al indicar: “La política de tasas de interés y la política monetaria en general que está llevando a cabo el BCRA esta coordinada con el resto del programa económico y lo que busca es que no haya contracciones monetarias que sean dañinas ni expansiones monetarias que sean peligrosas”.

Un tiempo
Por su parte, el economista y premio Nobel Joseph Stiglitz, dijo que “la realidad es que habrá recortes significativos”, en referencia a la propuesta presentada por Guzmán, de quien fue su mentor.
Además, el experto estadounidense consideró que la Argentina necesita tiempo para hacer crecer la economía. 
Sobre los prestamistas, refirió: “Deberían haber reconocido los riesgos, es por eso que cobraron una tarifa alta”. 

Programa para atacar la inflación

El ministro de Economía de la Nación Martín Guzmán se refirió a la inflación y adujo que “lo que hoy se está implementando es un programa macroeconómico integral en el que la política fiscal y la monetaria están coordinadas a diferencia de lo que ha ocurrido en el pasado”. “El Banco Central considera es que la inflación no es un fenómeno puramente monetario que pueda ser atacado únicamente con política monetaria”, manifestó.Al mismo tiempo, agrego´: “La inflación tiene que ser atacada con un programa macroeconómico integral que es el que estamos implementando y que esperamos tener una resolución favorable del tema de la deuda para poder definir la forma más precisa posible, cuando sepamos qué carga de deuda tendremos, ese programa macroeconómico integral”.“Pero se está trabajando dentro de ese programa haciendo esfuerzos que se espera que sean persistentes por bajar la inflación”, aclaró el funcionario.


El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina