El dólar oficial subió un 3,97 por ciento y alcanzó los 29,85 pesos

Sábado 11 de agosto de 2018
El dólar se disparó un 3,97 por ciento ayer y cerró a 29,85 pesos en bancos y agencias de la city porteña, según el promedio del portal  especializado ámbito.com en medio de una mayor demanda para cobertura debido al contexto de incertidumbre e inestabilidad tanto externa como local.
En tanto, en el Mercado Único y Libre de Cambios (Mulc), la divisa se disparó un 4,1 por ciento a 29,25 pesos en una jornada donde la tendencia compradora acompañó el ciclo de fortaleza del dólar a nivel mundial, pero con una intensidad no esperada por el mercado local.
Un combo de factores locales y externos forma el cocktail que le da una nueva presión al dólar. Por un lado porque la divisa se fortalece en el mundo con respecto a otras monedas, mientras hay una tensión comercial entre Estados Unidos y China.
Asimismo, desde el aspecto externo también incidente la suba del riesgo país en los mercados emergentes por mayores tensiones en del mundo, y ante la posibilidad de un aumento de las tasas de interés norteamericanas a partir de septiembre. Pero la debilidad fiscal de Argentina y su endeudamiento, sumado a los escándalos por la investigación sobre presuntas coimas en la obra pública, hacen que el impacto sea mayor en nuestro país.
De hecho, el apetito por la divisa aumenta en la plaza local debido a que los inversores locales están comprando dólares por cobertura en medio del ruido político desatado por la “causa de los cuadernos” que salpica a políticos y empresarios por un supuesto esquema millonario de sobornos.
Además, ya las arcas nacionales sufren la menor liquidación de divisas provenientes del agro, producto de la grave sequía que afectó la cosecha. Los ingresos rondan los   50 millones de dólares diarios en promedio, la mitad de lo que se venía registrando en los días previos.
Por otro lado, también presiona al mercado cambiario el recorte del monto subastado a diario por el Banco Central provenientes del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI). De los 100 millones de dólares iniciales, el volumen a licitar bajó a 75 millones entre el miércoles y viernes pasados, hasta los actuales 50 millones.
En la plaza informal, en tanto, el blue subió un peso a 29,50 pesos, según el relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño. En tanto, el “contado con liqui” trepó ayer 45 centavos a 28,10 pesos.
Además las reservas del Banco Central cayeron 64 millones hasta los 57.516 millones de la divisa norteamericana.

Tasa interbancaria
La tasa interbancaria Call Money subió ayer  unos 600 puntos básicos, a 55 por ciento anual promedio a tres días de plazo, y la de Lebac de septiembre avanzaba al 47 por ciento, en un mercado enrarecido por los escasos negocios concretados frente a la nueva turbulencia cambiaria y derrumbe de los activos domésticos. “Los que ofrecen fondos lo hacen a un 60 por ciento y los que están en búsqueda de dinero quieren pagar 48% como máximo”, dijo un operador bancario.


Aumento del riesgo país del 11 por ciento

El riesgo país de la Argentina, medido por JP Morgan, se disparó un 11 por ciento (es decir 69 puntos) y trepó a 704 unidades, con lo que tocó un máximo desde el alcanzado en febrero del  2015.
En este contexto, la deuda pública de Argentina bajaba con fuerza por los temores de los inversores a las consecuencias que podría tener sobre la economía el caso de posibles sobornos que involucra a políticos e importantes empresarios, dijeron operadores.
El reciente escándalo de corrupción que salpica a políticos y a importantes empresarios va a tener un impacto negativo en el crecimiento de Argentina,   dijo esta semana la calificadora de riesgo Fitch.

Causales del nuevo salto

  • En el mundo: el índice dólar se apreció contra las principales divisas, ya que los inversores consideran que las tensiones comerciales globales y la robusta actividad económica de Estados Unidos continuarán fortaleciendo a la moneda norteamericana. El índice dólar, que sigue al billete verde ante una cesta de divisas rivales, subió un 0,2% a 95,245 unidades.
  • Avance: crecida más pronunciada contra las monedas de los mercados emergentes porque la escalada en la contienda arancelaria entre Estados Unidos y China afectaría más a sus economías basadas en las exportaciones.
  • Apetito por la divisa: aumenta en el plaza local la búsqueda de dólares porque los inversores locales los están comprando por cobertura en medio del ruido político desatado por la “causa de los cuadernos” que salpica a políticos y empresarios por un supuesto esquema millonario de sobornos.
  • Sube el riesgo país: en los mercados emergentes por mayores tensiones en del mundo, y ante la posibilidad de un aumento de las tasas de interés en Estados Unidos a partir de septiembre. Pero la debilidad fiscal de Argentina y su endeudamiento hacen que el impacto sea mayor en nuestro país. El índice que mide el JP Morgan se disparó en lo que va del mes casi un 15 por ciento hasta los 633 puntos, el mayor desde julio de 2015, lo que provoca una mayor demanda de dólares por parte de inversores que salen de sus activos en pesos para posicionarse en moneda extranjera.
  • Cosecha: finaliza la recolección gruesa de granos y disminuyen las liquidaciones de divisas; los ingresos rondan los 50 millones de dólares diarios en promedio, la mitad de lo que se venía registrando en los días previos.

Una merma de los bonos argentinos en dólares El índice Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (Byma) descendió ayer un 1,7 por ciento hasta las 26.451 unidades.
A la adversidad doméstica, en momentos de una notoria retracción en la marcha de la economía y un riesgo país en niveles máximos, similares a los registrados en febrero del  2015, se sumaron ahora factores externos como el alza del dólar por un aumento en la aversión global al riesgo.
De todos modos, el panel líder lograba moderar la caída después de llegar a hundirse hasta 3,5 por ciento en el inicio de la rueda.
En el plano local, las preocupaciones se enfocan sobre un caso de corrupción investigado por la Justicia, mientras que los mercados emergentes vuelven a colocarse en el centro de la escena ante la delicada e incisiva situación que está atravesando la lira turca.
Las ventas fueron lideradas  ayer por las acciones del sector bancario, donde las del BBVA Francés se desplomaban un 7,5 por ciento.
“El mercado de acciones está prácticamente regalado, pero el ‘momentum’ es nulo, ya que recién estamos entrando en la recesión generada por la crisis cambiaria”, explicó Christian Reos, analista de la empresa Allaria Ledesma y Compañía.
En el segmento de renta fija, los principales bonos en dólares (que cotizan en moneda dura) se desploman hasta más de 5 por ciento, en sintonía con el salto del riesgo país.
Así, el Discount lideró los descensos con una baja del 5,1 por ciento; luego aparecieron  los Par, con una baja del 4,5 por ciento; y el Global 2037, con una merma del 4,2 por ciento.
Este contexto llevaba el riesgo país de Argentina, elaborado por el banco JP Morgan, hasta la zona de los 691 puntos básicos, con un alza diaria de 57 unidades, que dejó al indicador en una franja máxima similar a la de febrero de 2015.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina