El consumo de lácteos cayó 20% en el último trimestre de 2019 en Posadas - El Territorio Misiones

El consumo de lácteos cayó 20% en el último trimestre de 2019 en Posadas

Jueves 23 de enero de 2020 | 00:05hs.
Entre 45 y 72 pesos, de acuerdo a la marca, se consigue el litro de leche en los comercios. | Foto: Marcelo Rodríguez
Por Emmanuel López Del Valle

Por Emmanuel López Del Valle politica@elterritorio.com.ar

Los lácteos constituyen productos necesarios para la dieta de cualquier persona. Sin embargo, por los elevados índices inflacionarios, el consumo de leche, yogur y quesos disminuyó por la fuerte subas de precios.
Según afirmaron referentes supermercadistas, en Posadas disminuyó 20% la demanda en el último trimestre. Señalaron que la merma se produjo como consecuencia del encarecimiento de los precios.
Es que según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), la categoría leches, productos lácteos y huevos aumentó en 59,6% en todo el país durante 2019. En consonancia, los comerciantes posadeños indicaron que los precios aumentaron entre 60% y 70%.
En tanto, el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (Ocla) informó que la producción nacional de leche cayó 2% respecto a 2018 y el volumen alcanzado fue de 10.343 millones de litros.

Merma en el consumo
La compra de lácteos en general bajó entre septiembre y diciembre, como consecuencia de las subas en los precios. 
Nelson Lukoski, empresario supermercadista de Posadas, indicó que se registró una caída del 20% en la compra que se acentuó en el último trimestre del 2019, y continuó durante las primeras semanas de enero, como consecuencia del retorno del Impuesto al Valor Agregado (IVA) en el caso de la leche. 
En diálogo con Acá te lo Contamos por Radioactiva 100.7, manifestó que “enero, en términos generales, es un mes en el que se hace economía de guerra y la gente opta por comprar otras cosas o se repone de las fuertes inversiones que realizó durante las fiestas”, dijo.
Luego, agregó: “La merma en el consumo tiene que ver con la situación económica, porque el dinero mayoritariamente va a productos que son base, como la harina y el té, y de alguna manera se sacia el hambre. Y por esta razón, la falta de consumo se dio por una cuestión de precio, porque en algunos locales el precio de la leche alcanzó los 70 pesos”.
También mencionó que los supermercados empezaron a aplicar ofertas y descuentos. En el caso de su local, comentó que el litro de leche en sachet se vende a 45 pesos, cuando días atrás se comercializaba a 50 pesos.
Por su parte Sofía Gang, propietaria de un supermercado chino, manifestó a El Territorio que “entre septiembre y diciembre se notó una baja en la compra de leche. Antes, los clientes llevaban los packs por doce unidades y ahora, apenas llevan uno y hacen rendir ese litro”. 
Estimó que, en el caso de su local, la merma en el consumo promedió el 20% en los últimos meses del año. 
“El queso, tanto en fetas como en cremoso, ya casi ni se compra. Pasó a convertirse un lujo por lo costoso que está”, aseguró sobre la coyuntura.

Aumento de precios
A la baja en el consumo de lácteos se sumó el alza en los valores de estos productos en los primeros días del año.
Según señaló Ismael Ortigoza, titular de la Cooperativa de Almaceneros de Posadas, durante las primeras semanas de enero se registró un incremento.
“Se observó un aumento del 10 por ciento en la leche, de un 5 por ciento en los quesos y de un 15 por ciento en el yogur”, precisó el comerciante.
En ese aspecto, consideró que la suba en los precios influyó en la baja del consumo. “En el caso de mi local, hay decenas de familias que se abastecen y hacen un esfuerzo para evitar el reemplazo de un producto que es fundamental, pero la realidad es que los lácteos subieron un poco”, comentó el comerciante.
Sobre los precios, precisó que el litro de yogur en sachet se vende a 65 pesos en su comercio, mientras que la leche, también en sachet, se consigue a 45 pesos. El kilo de queso cremoso, en tanto, está 230 pesos.
Y agregó que en el último año, los precios se encarecieron un 60% aproximadamente.
A partir de un relevamiento que realizó El Territorio en diversos supermercados de Posadas, quedó de manifiesto que la merma en el consumo de productos lácteos osciló entre el 10% y el 20%, y que el aumento de precios rondó entre el 60% y 70%.
Dependiendo de la marca, el litro de leche en caja se vende entre 45 y 72 pesos. Sin embargo, recalcaron que el precio de este producto bajó ya que, a mediados de agosto del año pasado, se conseguía por 80 pesos la unidad.
En el caso del yogur, se comercializa entre los 58 y los 90 pesos el litro en sachet.
Otro de los productos que sufrió una merma en ventas es el queso, que fue de los que más se encarecieron. 
En el caso del tipo barra, los precios van de 490 a 650 pesos. En tanto, el kilo de queso port salut asciende a 430 pesos y el queso cremoso se vende desde 230 y llega, en algunos comercios, hasta los 310 pesos por kilo.

En cifras

10%

Es el incremento que sufrió la leche en los primeros días del año. En el caso del yogur, el alza fue mayor y subió 15% en los comercios posadeños.


Subió 52,8% la canasta alimentaria durante 2019

La Canasta Básica Total (CBT), que define la línea de la pobreza, subió 3,6% en diciembre respecto al mes anterior y cerró el 2019 con un alza que alcanzó el 52,8%, según dio a conocer ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).
En tanto, la Canasta Básica Alimentaria (CBA), indicador empleado para medir la indigencia trepó 3,2% y también acumuló un alza del 52,8% en su variación interanual.
La escalada de ambos indicadores fue un poco menor a la que se produjo durante 2018, cuando el índice se ubicó en 52,9%.
El relevamiento elaborado por el Indec señaló que una familia de cuatro integrantes necesitó 38.960,33 pesos para superar el umbral de la pobreza en diciembre, cuando en el mismo mes del 2018 requirió de 25.493,80 pesos, por lo cual subió 13.466,53 pesos en doce meses.
Por su parte, la canasta básica alimentaria -que releva un total de 30 alimentos- llegó a los 15.884,14 pesos para la misma familia de cuatro integrantes, frente a los 10.197,53 pesos que costaba en diciembre de 2018, y el aumento interanual fue de 5.686,61 pesos.
En tanto, en Misiones, el valor es aún mayor. Según los últimos datos del Instituto Provincial de Estadística y Censos (Ipec), correspondientes al mes de noviembre, aumentó 5,92% en un mes y se ubicó en 41.265 pesos. 
Y, de esta manera, el conjunto de bienes y servicios alimentarios y no alimentarios superó el promedio nacional, como informó días atrás El Territorio.
De esta manera, el costo de ambas canasta se ubicó un punto porcentual por debajo del alza anual del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que, durante todo 2019, fue del 53,8%, el valor más alto de los últimos 30 años. 
En tanto, el rubro de alimentos superó el promedio del índice nacional y se encareció 56,8%.
Los aumentos que se produjeron en los últimos meses fue como consecuencia de la devaluación que se acentuó entre agosto y octubre pasado. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina