Cierran empresas y reducen frecuencias por el impacto de la crisis

Martes 16 de abril de 2019
Nazarena Torres

Por Nazarena Torres politica@elterritorio.com.ar

El transporte urbano y de media distancia de pasajeros sigue en debate por la quita de subsidios de la Nación, además del aumento de combustibles, de peajes y los altos costos de funcionamiento.
Hace ya varios meses que el sector se encuentra declarado en crisis aduciendo la falta de recursos para mantener las líneas, sobre todo las del interior provincial.
Pero esta situación, además de afectar a las empresas y sus trabajadores, tiene consecuencias directas sobre los usuarios.
Se volvió común llegar a la Terminal de Ómnibus, consultar por una línea y que desde la boletería respondan: “Ya no sale más”. Esto se debe a la reducción de frecuencias que se produjo.
Incluso desde el sector afirmaron que hubo una firma que directamente procedió al cierre, debido a la realidad económica actual, y no descartan más casos similares.
Mientras tanto, los precios de los boletos no dejan de subir y esto también se siente en las comunas. Desde distintos municipios advirtieron subas de más del 120% en un año, como el caso de Oberá (ver Incrementos...). 

Cierre
 Juan Manuel Fouce, presidente de la Cámara de Empresarios del Transporte Automotor de Pasajeros de la Provincia de Misiones (Caemtap), dialogó con el programa Acá te lo contamos por Radioactiva 100.7 y afirmó que el 2019 va siendo uno de los peores años para el sector.
“Arrancamos el año en las peores condiciones de todos los tiempos. Hay empresas que están reduciendo frecuencias y otras cerraron, como San Cristóbal”, sostuvo.
Sobre este caso de cierre, contó que se trata de una firma que “tenía más de 30 años de antigüedad en la provincia, con base en Posadas, y debió vender sus servicios”.
“Hacía viajes cortos, de Posadas a Apóstoles, y creo que tenía también a Oberá, era una empresa familiar, pero no pudo soportar la crisis”, aseveró.
Al tiempo que determinó que “por más grande que sea la empresa o aunque tenga muchos servicios rentables, todas hoy están poniendo dinero para poder sostenerse”.
“En el caso de San Cristóbal, al ser una empresa con pocos servicios, el cierre habrá dejado como mínimo a 20 personas sin trabajo”, dijo. 

Reducción de frecuencias
En cuanto a la disminución de frecuencias, Fouce admitió que, en general, se produjo una reducción del 20 al 30% en las líneas.
Así, detalló que “en algunas empresas hay reducción de servicios y en otras de frecuencia, la diferencia es que un mismo servicio (Posadas-Oberá, por ejemplo) puede tener varias frecuencias, o sea varios horarios”. Muchas empresas redujeron directamente el servicio, es decir, sacaron esa línea, y otras que antes pasaban cierta cantidad de veces por ese municipio, ahora pasan menos.
“Es más notable en el interior de la provincia, donde los servicios son poco rentables. Quienes lo van a sentir son aquellos que habitan en el corredor de la ruta 14 o aquellos con servicios interurbanos cuyos mayores ingresos son por el boleto educativo, o bien, esas empresas que tengan menos cantidad de pasajeros, o sea, las localidades con poca población son las que sufren más”, manifestó Fouce.
“Si reducimos servicios de ruta 12 se funden todas las empresas, porque es donde más flujo de usuarios hay”, añadió.
Por su parte, Sergio Prox, de expreso Prox, también admitió que se redujeron un 20% de las líneas.
“Siempre estamos atrás de la inflación y no podemos aumentar mucho las tarifas porque no hay plata en la calle. El 80% del mantenimiento de un colectivo está a precio dólar, los insumos mecánicos, el combustible, todo”.
“La línea de Posadas-El Soberbio ya tres empresas dejaron de hacerla, así que estamos viendo cómo viene la mano”, especificó el empresario. 

Subsidios
Asimismo, el presidente de la Caempat agregó que no sabe realmente cuánto más las empresas van a poder sostener los respectivos servicios.
“Hoy por hoy, la Nación no tiene más subsidios para los servicios interurbanos, lo que era correspondiente al valor del combustible fue elevado, y tampoco fue pareja la distribución de los subsidios para todos”, sostuvo Fouce.
Y agregó: “Las empresas hoy perciben un 75% menos de subsidios que lo que recibían de Nación y sumado a eso el pasaje sólo ha aumentado un poquito nada más, no sirve siquiera para afrontar el golpe de la inflación”.
Por otra parte, se refirió al acuerdo no remunerativo que aplicó Nación para los trabajadores por el monto de 5.000 pesos.
 “Las empresas no saben de dónde pagar y ahora presentamos una nota a la Provincia porque la Nación dispara 250 millones de pesos para hacer frente a ese no remunerativo pero el giro a las empresas de ese acuerdo no llega y no sabemos cómo afrontar y eso que todavía no se ha hablado de las paritarias”, destacó.
“Es urgente solicitar una ayuda para poder sostener esto tanto a la Nación como a la Provincia”, concluyó. 

Incrementos de más del 100% en boletos urbanos

Los bolsillos sienten el impacto de las subas, como en Iguazú.
Distintos municipios advirtieron fuertes subas en el transporte público. En algunos casos, el aumento interanual fue de más del 100%.
Es el caso de Oberá, donde en abril el año pasado el boleto único estaba 12,50 pesos y ahora está 28, lo que implica un incremento del 124%.
En Posadas, en tanto, en abril de 2018, con tarjeta Sube el pasaje único salía 10,50 pesos y sin Sube estaba 11,50, mientras que los valores actuales son de 20 y 28, respectivamente.
De la misma manera, en Eldorado, el 1 de mayo del año pasado comenzó a regir un nuevo valor para el boleto: 13 pesos para los poseedores de tarjeta Sube y 16 para quienes pagan en efectivo. Actualmente el valor es de 23 y 28 pesos.
De estos datos se desprende que, para quienes paguen en efectivo el aumento fue del 75%, mientras que para quienes usan la tarjeta Sube fue del 56%.
El último aumento, que comenzó a regir el 1 de febrero, fue aprobado por la totalidad de los concejales de la ciudad, ante el pedido de la empresa Etce, prestataria del servicio, que justificó el pedido de aumento en base a el incremento en los costos e insumos que tiene la empresa y el quite de los subsidios por parte de la Nación al sistema de transporte público.
Cabe destacar que, en Eldorado, la empresa posee un sistema de transporte escolar que implica colectivos que no realizan el recorrido normal, sino que es exclusivo para algunos establecimientos educacionales. Además los docentes pagan sólo el 50% del valor del boleto y los jubilados con haberes mínimos viajan gratuitamente.

Otras comunas
En Puerto Iguazú, en un año, el boleto urbano de pasajeros aumento el 50%. Dicho incremento fue en tres etapas, golpeando al bolsillo del usuario que, según datos recabados, opta por utilizar el servicio cada vez menos.
Actualmente, después del tercer aumento autorizado en doce meses, el usuario abona 25 pesos con tarjeta Sube y 30 pesos sin tarjeta.
Mientras que el boleto a Cataratas para el residente de Iguazú cuesta 30 pesos y los visitantes deben abonar 160 pesos.
En El Soberbio, en abril del año pasado estaba 22,50 pesos la tarifa mínima, mientras que hoy está 33,70. Desde la empresa Expreso Prox adujeron que “estamos atrasados con la tarifa, va subiendo la inflación y nosotros aumentamos la mitad, lo que nos preocupa”. 

Disminuyó un 50% el uso del transporte público en San Pedro

Las empresas más complicadas son las de servicio urbano
Las empresas locales que brindan el servicio de trasporte urbano en San Pedro e interurbano hasta las principales colonias han notado la disminución de pasajeros, que llegó al 50% en comparación al mismo período del año pasado.
Esta caída en la actividad no es tan preocupante en lo que respecta a líneas de media y larga distancia, en las que el incremento no fue tan significante.
En algunos casos, el boleto de interurbano aumentó entre 10 y 25 pesos, por lo que la tarifa para viajar desde San Pedro a San Vicente que costaba 80 pesos a la fecha cuesta 125.
 Se mantiene un porcentaje favorable de pasajeros que deciden viajar solamente por necesidad, a diferencia de lo que ocurría meses atrás, ya que durante los fines de semana y feriados el flujo era mayor.
Así también, las personas que dejaron de percibir los descuentos en pasajes, como ser pensionados y jubilados, dejaron de viajar con frecuencia.

Urbanos
Las empresas que pasan por una situación muy difícil son las que brindan el servicio de trasporte urbano.
En este caso, de costar el boleto mínimo 15 y 20 pesos, a la fecha el pasajero debe abonar 35 para la línea suburbana y 20 la urbana.
 “La situación está muy difícil, el año pasado un pasaje casi compensaba un litro de combustible, pero hoy el combustible lo supera por duplicado, en San Pedro la gente no era de usar el trasporte público y ahora con estos precios bajó el caudal de gente en el 45%; esperemos que mejore la situación porque sino varias empresas presentaremos quiebra”, señalaron a El Territorio desde la empresa Lucas.
En este sentido, además de los altos costos que implica mantener las unidades que realizan las líneas, uno de las factores que perjudica a las empresas en la localidad tiene que ver con los remises truchos.
 “Hay muchos remiseros truchos, cargan hasta cinco pasajeros y le cobran 20 pesos a cada uno, por lo que la gente prefiere viajar con ellos, ya hicimos las denuncias pero no hay controles para esa actividad”, reclamaron desde la empresa Lucas. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina