Caso Alvez: "Mi hijo no tenía relación con esta joven, fue una trampa por celos"

Martes 8 de octubre de 2019 | 10:30hs.
Rodrigo Alvez, el carpintero de 35 años que fue encontrado muerto el sábado por la tarde.
La investigación por el crimen del carpintero Rodrigo Alvez (35) en El Soberbio dio un paso importante ayer para esclarecer el hecho, a raíz de la detención de cuatro personas, tres brasileños y una menor de nacionalidad argentina. Uno de ellos, principal sospechoso del ataque, tiene antecedentes por homicidio.

Todo indica que la víctima fue a ver a la pareja de éste último y fue allí cuando se produjo el brutal ataque que derivó en el asesinato de un balazo en la nuca. Los elementos y las pruebas recolectadas dan sustento a que el asesinato estaría resuelto.

“No conozco a los detenidos, sólo a los padres de la chica. Mi hijo no tenía ninguna relación con esta joven, fue una trampa que le tendieron por celos”, apuntó Celia Da Rosa, madre de Rodrigo, en diálogo con el programa Acá te lo contamos por Radioactiva.

Según comentó Celia, los ahora detenidos, de nacionalidad brasileña, hace poco vivían en la zona.

Asimismo la entrevistada relató que ayer se cruzó en el mercado con los padres de la menor detenida. “Nos dijeron que ella va a tener que decir la verdad, le pidieron en la comisaría que no mienta ante las autoridades”, confió.

“Rodrigo iba a la mañana y volvía a la noche de la carpintería, no estaba con sus chicos, pero los mantenía, se ganaba los pesitos para llevárselo a ellos”, expuso Celia. “Mi hijo no robaba, no andaba metido en las drogas”, afirmó.

“Estoy conforme porque agarraron a los bandidos que hicieron esa maldad con mi hijo, él no lo merecía”, declaró. Y cerró: “No estamos tranquilos, vamos a tener tristeza toda la vida”.

El cuerpo de Alvez fue encontrado durante la tarde del sábado, cerca de las 16.30, en medio de un malezal ubicado a un costado de la ruta costera 2, camino a los Saltos del Moconá, y a unos 40 kilómetros aproximadamente del casco urbano de El Soberbio. El cuerpo presentaba signos de violencia en distintas partes, entre ellas un traumatismo que le produjo fractura de cráneo, heridas cortantes en el rostro y un disparo en la zona de la nuca.

Nota relacionada:

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina