Albergues estudiantiles

Martes 23 de enero de 2018
Las clases empiezan oficialmente en marzo, pero para algunas familias, sobre todo las que tienen hijos por ir la universidad, es como si ya hubiera empezado. Es que fin de enero, principio de febrero, es cuando se ajusta el presupuesto y la logística para ir a estudiar afuera. Algunos se van a otras provincias, otros vienen a la Capital provincial, o van a ciudades como Oberá o Eldorado, donde es posible continuar una carrera. En ese esquema, el lugar dónde vivir (alquilar un departamentito es el sueño de todo estudiante) es fundamental.
En un relevamiento hecho por este diario, las inmobiliarias de Posadas confirmaron que la búsqueda de inmuebles para estudiantes es el boom del momento. Y los alquileres, como no podía de otra manera, vienen con aumento. Las subas van de entre el 15 y 25 por ciento respecto al año pasado. Así que las familias tendrán que destinar al presupuesto un monto fijo que va de entre 3.000 y 8.000 pesos, según el tamaño y el lugar donde esté ubicado el inmueble a alquilar (página 4).
Esto para las familias que disponen de fondos. Para los que no, por suerte, hay alternativas. Una de ellas los albergues estudiantiles. Que son clave para que muchos jóvenes puedan cursar una carrera más allá de su situación económica. Muchos dependen de los municipios, que los sostienen con esfuerzo en algunos casos, pero conscientes del valor y la relevancia que tienen para el desarrollo de muchos jóvenes. Otros dependen de la provincia o de la Universidad. Es una idea que ya tiene años y por suerte se sostiene en el tiempo, con forma de becas donde lo estudiantes deben cumplir una serie de requisitos socioeconómicos y, por supuesto, rendimiento académico.

Por Roberto Maack
Jefe de Redacción
rmaack@elterritorio.com.ar

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina